La tarcoteca

Pablo Heraklio & Cols, PHkl/tctca. Contact at Tarcoteca@riseup.net

sábado, 13 de julio de 2019

¿Trabajas para la Administración Pública? CONVIERTE TU PLAZA EN FIJA - CNT





Fuente - ¿Trabajas para la Administración Pública? - Confederación Nacional del Trabajo 24.6.2019

¿Eres temporal, interino o indefinido no-fijo?
Convierte tu plaza en fija.
Cuenta con CNT. Infórmate.


El trabajo sindical y jurídico de la CNT en el ámbito de las personas en situación de temporalidad que trabajan para las administraciones públicas dio sus frutos en 2018 en Galicia, con diversos grupos de trabajadores y trabajadoras adscritas al GES (Grupos de Emergencias Supramunicipales) distribuidos por las cuatro provincias.

De esta manera la CNT ha abierto un escenario en el cual cuestionar toda la estructura de temporalidad de la que se benefician tanto las administraciones locales, como las autonómicas y la estatal.

Por este motivo, si trabajas para la administración pública y eres temporal, interino o indefinido no fijo, contacta con los sindicatos de la CNT. Sea cual tu situación concreta, tenemos razonamientos jurídicos de peso con los que podemos plantear de manera solvente la posibilidad de conseguir la fijeza de tu puesto de trabajo.

Contra la temporalidad en las administraciones públicas: Cuenta con CNT.

jueves, 11 de julio de 2019

La Mente Limitada: la Psicología como medio para comprender el Conflicto. Socializar Aterrorizando

Si la voluntad es el principio de la acción, Robert J. Burrowes incide en las bases psicológicas que deben subyacer a una nueva sociedad que supere a la actualmente establecida que nos está llevando al suicidio colectivo conocido como Crisis Ecológica. Un interesante punto de vista que reflexiona sobre las consecuencias de la violencia y razona convincentemente la preferencia por el uso de tácticas no-violentas.

Según su teoría la sociedad es disfuncional porque se compone de individuos e instituciones disfuncionales. Este mal comportamiento social, antisocial, solo se consigue por medio de la violencia. Y se perpetua a través de un hecho clave: el proceso de socialización. Este es descrito como un proceso de aterrorización generalizado cuyo fin es inculcar miedo en los individuos para anularnos, volvernos dóciles y sumisos.

Para revertir los efectos sociales de la disfunción ha logrado reducir las posibles acciones a las dos más importantes. Pide revisar las distintas estrategias empleadas por individuos y organizaciones, de modo que encuentren vías de resolución de conflicto no violentos. Por otra parte ve imprescindible replantear el trato de cada uno de los adultos a los niños.

No negamos la validez de estos argumentos, pero es harto difícil razonar cuando tu vida, integridad o tu libertad están en peligro. Hay personas disfuncionales que no dudarán en emplear métodos expeditivos para conseguir sus fines. Si el peligro es real el miedo es paralizador y superarlo es nuestro objetivo. Tal vez sea este el reto, superarlo sin emplear la misma violencia que detestamos y nos hace convertirnos en aquello que odiamos, y a su vez evitar ser punidos, consiguiendo nuestros objetivos por otros métodos. Un escenario alejado de las prácticas habituales de las Mentes Limitadas.

Salud! PHkl/tctca
_________________
Traducción tarcoteca - The Limited Mind: Psychology as a Means to Understanding Conflict. Why Fear Is Driving Humanity... - Global Research 9.7.2019 por Robert J. Burrowes

Anteriormente he escrito muchos artículos que describen uno o más aspectos de la naturaleza disfuncional de la mente humana típica, junto con una explicación de cómo se produjo esta y qué podemos hacer al respecto. Vea por ejemplo algunos de los artículos publicados en "Artículos clave" y la fuente documental "¿Por qué violencia?" y "Psicología sin miedo y Psicología temerosa: Principios y práctica".

También he explicado que es esta base psicológica disfuncional la que generó los comportamientos, así como las instituciones políticas, económicas, legales y sociales (como el capitalismo), las que impulsan la crisis multifacética y existencial en la que se encuentra la humanidad.

Aún más, sobre esa base, mi propio enfoque ha ido evolucionado significativamente a partir de la investigación y el activismo no violento que me ocuparon durante varias décadas, para incidir en un esfuerzo continuado en hacer frente a esta disfunción psicológica como una característica central de nuestros esfuerzos para comprender y transformar las políticas disfuncionales, así como las instituciones económicas, legales y sociales, tanto como para comprender y poner fin a las guerras (incluida la amenaza de guerra nuclear), la crisis ambiental (incluida la catástrofe climática) y todos los demás conflictos en curso que acosan a la humanidad.

Puedes creer que la psicología no es importante para la comprensión de conflictos o que es un ámbito exclusivo de especialistas pero, de hecho, es crucial para una comprensión más profunda y completa del origen y despliegue de nuestra crisis y está lejos de ser complicada, simplemente porque cualquier disfunción psicológica puede explicarse en un lenguaje sencillo que la mayoría de personas entiende fácilmente. Para muestra sugiero "La mente desintegrada: La mayor amenaza para la supervivencia humana en la Tierra".

Debido a que solo escasos psicólogos y psiquiatras comprenden la psicología humana, como expliqué en "Lucha contra la violencia de la psiquiatría", la mayor parte de la literatura sobre psicología y psiquiatría es prácticamente incomprensible, por no decir inexacta. Esta falta de comprensión tiene cuatro resultados inmediatos y desastrosos.

- Primero, conduce a que grupos de síntomas psicológicos se vinculan entre sí y luego se les asigne una etiqueta arbitraria (de modo que campos de la psicología/ psiquiatría pueden parecer que supieran de qué están hablando mientras excluyen a aquellos que no comprenden su jerga).

- En segundo lugar, proporciona cobertura a la industria farmacéutica para obtener ganancias masivas de la producción y venta de medicamentos que, en teoría, suprimen los síntomas clave de, en lugar de curar, la disfunción psicológica que ha sido "diagnosticada".

- En tercer lugar, imposibilita el diagnóstico y el tratamiento precisos de cualquier disfunción: obviamente, si no se comprende un problema, no se puede responder de manera efectiva a que se resuelva el problema. (Por supuesto, es más rentable para los profesionales y la industria farmacéutica si alguna disfunción no se resuelve, sino que simplemente se requiere un proceso continuo, es decir, interminable, de "terapia"/ medicamentos).

- Cuarto y más fundamental de todos, limita el alcance de lo que se considera disfunción psicológica a aquellos diagnosticados con enfermedades mentales "identificables". Pero la disfunción psicológica va mucho más allá de los que se considera que tienen una enfermedad mental y es simplemente el resultado del hecho de que la salud mental, como la salud física, tiene muchas dimensiones que requieren una atención adecuada para que el organismo humano funcione de manera óptima.

Por lo tanto, más allá de los muchos ejemplos que ofrecí anteriormente en los artículos citados (y otros no citados pero también disponibles en el sitio web "Feelings First"), me gustaría describir otros ejemplos comunes de disfuncionalidad psicológica que impiden tanto a activistas como aquellos a quienes están tratando de movilizar en el esfuerzo por salvar la biosfera de la Tierra y evitar la extinción humana, particularmente dado el plazo en el que esto debe ahora suceder. Ver "¿Extinción Humana para 2026? Una estrategia de última hora para luchar por la supervivencia humana".

Como resultado de la "socialización" (más precisamente etiquetable como "aterrorización") a la que están sometidos todos los niños durante su infancia y los adolescencia (lo que implica infligirles una interminable violencia "visible", "invisible" y "completamente invisible" durante estos períodos) - ver "¿Por qué violencia?"- el humano joven típico obedientemente (o, a menudo, inconscientemente) adquiere el conjunto de actitudes, creencias y valores (así como las conductas consecuentes) que son aprobados por los adultos relevantes (y predominantes instituciones) de su vida. Estas actitudes, creencias y valores, sin embargo, a menudo están tan profundamente enraizadas por el miedo (inconsciente) que los deja en su lugar en que nunca son sometidos a un serio escrutinio por parte del individuo: ya sea funcional o de otro tipo, se aceptan sin cuestionarlos y, en general con el tiempo, adquieren el estado de 'hecho incontrovertible' (tal cual el individuo los percibe).

La consecuencia más obvia (y altamente negativa) de ser aterrorizado para aceptar las actitudes, creencias y valores de los adultos relevantes (y las instituciones preeminentes) de su entorno es que
- las capacidades para analizar un problema o conflicto (a menudo incluyendo sus raíces en la naturaleza de su sociedad),
- para buscar evidencia significativa (y quizás compleja) para comprender los problemas que surgen de ella,
- para planificar una estrategia de modo que los factores subyacentes del problema o conflicto se aborden en profundidad y luego se comporten estratégicamente (a menudo en cooperación con otros) para lograr este resultado,
simplemente nunca se desarrollan más allá de los niveles más superficiales (suficiente, por ejemplo, para una carrera socialmente aceptada, ya sea comercial o profesional).

Como resultado, el ser humano típico simplemente está pasando por la rutina de "crecer", (lo que también implica ser aterrorizado hasta convertirse en un ciudadano sumiso y trabajador / soldado en la escuela por una década o más: ver "¿Queremos Escuela o Educación? "), escogiendo educación postsecundaria y/o un trabajo aceptable haciendo lo que otros le digan, y luego haciendo ese trabajo (o un equivalente) durante décadas (generalmente tener una pareja e hijos en el proceso y quizás también algún pasatiempo).

Fundamentalmente, los humanos son aterrorizados hasta asumir la "identidad socialmente construida ilusoria" que su sociedad les impone para luego llamarla "yo". El destino personal de su vida está ahora tan completamente borrado de su conciencia de que la idea de buscar su propio destino único nunca se les ocurrirá. Por supuesto, algunas personas (al menos en las sociedades industrializadas) son compensadas por su sacrificio: salarios, entretenimiento, viajes y otras chucherías. Pero, para la mayoría, estas chucherías se dan en pequeñas cantidades y para muchas otras en todo el mundo (en países "subdesarrollados" deliberadamente), no se dan en absoluto.

Se es aterrorizado para creer que esto es todo lo que la vida tiene para ofrecer, solo los más raros individuos aspiran a más. Consumo infinito de bienes y servicios sin importar la calidad, la belleza o la funcionalidad, (consulte "Amor denegado: la psicología del materialismo, la violencia y la guerra"), a expensas de la Tierra, se convierte en la razón de la vida. Porque la vida misma ya no tiene sentido.

Así que aquí estamos, una población humana que está tan desprovista de conciencia, propia y planetaria, que estamos a punto de precipitar nuestra propia extinción.

¿Realmente crees que aquí es donde estaríamos si todos fuéramos psicológicamente funcionales? Manipulado y controlado por una élite mundial ilegítima que está completamente enloquecida - ver "La élite global está loca Revisado"- usando a sus agentes, incluidos los gobiernos, para engañarnos fácilmente para que consumamos cada vez más en busca del 'Dios' del capitalismo - crecimiento económico interminable (es decir, ganancias corporativas, poder y privilegios): la mayor parte de la población humana, sumisamente inconsciente (a excepción del último escándalo o resultado deportivo) y la mayoría de los activistas (que pretenden estar tratando de hacer algo con respecto al peligroso estado del mundo) incapaces de pensar, planificar y actuar estratégicamente para luchar por los resultados que se necesitan tan desesperadamente. Ver, por ejemplo, "Por qué los activistas fallan".

Entonces, ¿qué podemos hacer?

Bueno, dado que la enorme disfunción psicológica de la mayoría de los seres humanos es la principal impulsora de nuestra acelerada marcha hacia la extinción, (de nuevo, vea "¿Extinción humana para 2026? Una estrategia de The Last Ditch para luchar por la supervivencia humana "): te invito a considerar seriamente la posibilidad de incorporar estrategias para abordar esta disfuncionalidad en cualquier esfuerzo que hagas para mejorar nuestro mundo.

Para la mayoría de las personas, esto incluirá comenzar con uno mismo. (Ver "Poner los sentimientos primero").

Para prácticamente todos los adultos, incluiría revisar su relación con los niños e, idealmente, hacer "Mi Promesa a los Niños". Críticamente, esto incluirá aprender la habilidad de nisteling. Ver ‘Nisteling: El arte de la escucha profunda’.

Para aquellos que se sienten psicológicamente capaces, considere hacer una campaña estratégica para lograr los resultados que necesitamos. Ver "Estrategia de campaña no violenta" o "Estrategia de defensa / liberación no violenta".

La élite global está profundamente atrincherada (luchando sus guerras, explotando personas, destruyendo la biosfera, invadiendo/ ocupando países ricos en recursos) y no está dispuesta a ceder sin un esfuerzo concertado por parte de muchos de nosotros haciendo una campaña estratégica en varios frentes clave.

Si reconoces la prevalencia de la violencia impulsada por el miedo en nuestro mundo, considera unirte a la red global de personas que nos resistimos a ella firmando la petición online de "La Carta del Pueblo para crear un Mundo No Violento".

Pero si no haces nada más a pesar de comprender el simple hecho de que la biosfera de la Tierra no puede sostener a una población humana de esta magnitud, la cual más de la mitad consume en exceso, entonces considera una participación acelerada en la estrategia descrita en 'El Proyecto del Árbol en llamas para Salvar la Vida de la Tierra'.

O, si esto parece demasiado complejo, considera comprometerse a:

La Promesa a la Tierra

Por amor a la Tierra y todas sus criaturas, y mi respeto por sus necesidades, desde este día en adelante prometo que:

Escucharé profundamente a los niños (ver explicación más arriba)
No voy a viajar en avión
No voy a viajar en coche
No comeré carne y pescado
Solo comeré alimentos cultivados de forma orgánica/ biodinámica.
Minimizaré la cantidad de agua dulce que utilizo, incluida la minimización de mi propiedad y uso de dispositivos electrónicos
No compraré madera de selvas tropicales
No compraré ni usaré plástico de un solo uso como bolsas, botellas, recipientes, vasos y pajitas.
No utilizaré bancos, fondos de jubilación (pensiones) o compañías de seguros que brinden servicios a corporaciones involucradas en combustibles fósiles, energía nuclear y/ o armas [prácticamente todos].
No aceptaré empleo ni invertiré en ninguna organización que apoye o participe en la explotación de otros seres humanos o en los beneficios del asesinato y / o destrucción de la biosfera [prácticamente todos].
No recibiré noticias de los medios corporativos (periódicos, televisión, radio, Google, Facebook, Twitter ...)[prácticamente todos]
Haré el esfuerzo de aprender una habilidad, como el cultivo de alimentos o la costura, que me haga más autosuficiente
Animaré poco a poco a mi familia y amigos a que consideren firmar este compromiso.

Conclusión

Hay un gran error en nuestra relación con el mundo, que sigue empeorando cada día. Y, como debería ser obvio en mi argumento anterior, si nosotros, como especie, no comenzamos a eliminar el miedo (en gran parte inconsciente) que limita nuestras mentes y gobierna nuestro comportamiento, continuaremos contribuyendo a este problema en lugar de resolverlo.

Soy muy consciente de que este punto no es desde donde el individuo típico quiere comenzar, y eso es asumiendo que el punto es si quiera entendido. Después de todo, debido a que la mayoría del miedo es inconsciente, es fácil para las personas no identificar su propio comportamiento disfuncional (o racionalizarlo creyendo en la "importancia" de lo que hacen). Es por esto que, si bien a una le gustaría creer que no tenemos que "comenzar" con este punto, colectivamente hablando, tampoco podemos ignorarlo, si la supervivencia humana es nuestro objetivo.

El tema clave es que para que nuestra estrategia de movilización de personas en esta gran lucha para que la supervivencia sea efectiva, también debemos movilizar a los padres, maestros, líderes religiosos y otros adultos para que reconsideren y revisen profundamente su relación con los niños. Esto se debe a que cada niño que no está disfuncionalizado se convierte en un poderoso agente para el cambio. Si no lo hacemos, continuaremos socavando la lucha general, incluso si precipitamos algunas victorias provisionales en el camino.

Mi propia preocupación es poner fin a la violencia, evitar la extinción humana y construir de nuevo y de manera sostenible nuestras relaciones con la Tierra y con los demás. ¿Tú que dices?

martes, 9 de julio de 2019

En Estados Unidos los periódicos los escribe la CIA


En 1977 el conocido periodista del Caso Watergate, Carl Bernstein, publicó un conocido reportaje en el que afirmaba que 400 de los periodistas estadounidenses más leídos trabajaban mano a mano con la CIA (1), lo que les ha permitido ganar Premios Pulitzer como recompensa.

De ahí su silencio sobre la inminente crisis del capitalismo, o la manipulación de las redes sociales por parte de los monopolios digitales, especialmente Facebook, o la ocultación de los documentos que comprometan a los saudíes e israelíes en los atentados del 11 de septiembre de 2001 (2).

En 2008 el New York Times admitió: “Durante los primeros años de la Guerra Fría [escritores y artistas prominentes, desde Arthur Schlesinger hasta Jackson Pollock] fueron financiados, a veces generosamente, siempre en secreto, por la CIA como parte de su campaña de propaganda contra la Unión Soviética. Este es quizás el uso más exitoso del poder blando en la historia de Estados Unidos”(3).

Es cierto sólo en parte. No ocurrió sólo en “los primeros años de la Guerra Fría” sino que la colaboración llega hasta hoy mismo. La CIA ha trabajado y sigue trabajando en estrecha colaboración con los proprietarios de las cadenas de prensa y los periodistas de los mayores rotativos (4).

Ciertas relaciones de los periodistas con la CIA son tácitas y otras, en cambio, son explícitas. Ha habido cooperación, acomodación y superposición. Los periodistas han prestado una amplia gama de servicios clandestinos, desde la simple recopilación de información hasta el espionaje en los países socialistas.

Algunos reporteros se consideran embajadores sin cartera de su país. Comparten sus anotaciones con el espionaje. Los editores comparten el personal. Algunos de los periodistas han ganado el Premio Pulitzer más por su abor de espionaje que por sus meritos literarios.

Los corresponsales en el extranjero descubren que su asociación con la CIA les ayuda mucho en su tarea. Otros no son más que empleados a tiempo completo del espionaje. Su carnet de prensa no es más que una tapadera.

Los documentos desclasificados muestran que la CIA ha contratado a periodistas para realizar determinadas tareas con el acuerdo de la dirección de los principales órganos de prensa estadounidenses.

Casi todos los principales medios de comunicación estadounidenses cooperan con la CIA, aseguró Bernstein, incluyendo ABC, NBC, AP, UPI, Reuters, Newsweek, los periódicos de la cadena Hearst, Miami Herald, Saturday Evening Post y New York Herald-Tribune. Sin embargo, agregaba Bernstein, “las más valiosas de estas asociaciones, según funcionarios de la CIA, son las del New York Times, CBS y Time”.

Los periodistas son mercenarios que se venden muy baratos. Un miembro de la CIA le confesó a Philip Graham, el propietario del Washington Post, que costaban menos que una prostituta: “Bastan unos pocos cientos de dólares al mes”.

En Estados Unidos los periodistas no sólo inventan mentiras para rellenar las páginas de los periodicos sino que hacen lo mismo con la CIA para cobrar su recompensa. Por eso los periodistas confían en la CIA pero la CIA no confía en los periodistas.

(1) http://carlbernstein.com/magazine_cia_and_media.php
(2) https://www.democracynow.org/2018/1/5/how_the_ny_times_us_government
(3) http://papercuts.blogs.nytimes.com/2008/01/23/the-cia-and-the-culture-war/index.html
(4) https://www.muckrock.com/news/archives/2017/feb/15/memo-offers-look-cias-private-press-pool/

viernes, 5 de julio de 2019

Decir Basta: Huelgas de Mujeres en la Historia

Fuente - Decir Basta: Huelgas de Mujeres en la historia. – De Re Historiographica 4.7.2019 por Soledad Bengoechea

El inmenso protagonismo de las mujeres en la historia de las revoluciones ha sido invisibilizado por gran parte de la historiografía, pero su papel es innegable. Fueron las mujeres quienes dieron el puntapié inicial a la Revolución Francesa, en 1789, con una marcha por el pan sobre Versalles. Sin embargo, aquella importante revolución, una revolución burguesa, no otorgó a las mujeres los mismos derechos que a los hombres. Las primeras pensadoras feministas denunciaron los límites del proyecto de la Ilustración. La “libertad” y la “fraternidad” no se aplicaban para las mujeres, ni para los trabajadores; los “derechos del hombre” eran “los derechos del miembro de la sociedad burguesa, es decir, del hombre egoísta”, como señaló Marx en su obra Sobre la cuestión judía.Estampa de la marcha a Versalles del 5 de octubre de 1789

Si revisáramos la historia de las huelgas veríamos desvanecerse peligrosamente el imaginario que con frecuencia las rodea: un aguerrido grupo de varones parando la producción en el espacio de trabajo para obtener mejores salarios y condiciones de trabajo. Muchas huelgas se articularon en torno a elementos que rodeaban la vida de la clase trabajadora que no concernían directamente a la producción; aspectos como la salubridad, la vivienda, la carestía y falta de acceso a los alimentos, y aún a otros como la seguridad frente a la violencia sexual, las garantías de aborto y embarazo, el acceso a la salud, la posibilidad de lactar, la dignidad de quienes no son reconocidos como “trabajadores”, el salario para el trabajo doméstico, las amenazas bélicas o el acceso al espacio o a infraestructuras claves como una carretera o el tendido de agua han ocupado un lugar significativo en las movilizaciones de la clase obrera.

Todas estas cuestiones han articulado incontables huelgas, más de las que imaginamos. Podemos seguir con los cuestionamientos. Buena parte de los paros no se han producido en los espacios laborales sino por fuera, en los barrios, en las calles de las ciudades o por las carreteras que unen comunidades.

Partiendo de esta premisa, aproximémonos entonces, en términos visuales, a algunas huelgas que han marcado un hito en la historia, para ver qué arroja esta mirada.

La primera huelga de mujeres de la que tenemos noticia es de una huelga de sexo. En la obra Lisístrata, de Aristófanes, situada en la antigua Grecia, podemos encontrar uno de los antecedentes de la lucha de las mujeres. La protagonista, Lisístrata, encabeza una huelga sexual contra los maridos para poner fin a la guerra del Peloponeso. ¡Si sigue la guerra no hay sexo! Esa era la consigna.

Lisístrata, representada por primera vez en 411 a. C., se ha convertido en un símbolo del esfuerzo organizado y pacífico a favor de la paz. Por ello, se usó el nombre para el Lysistrata project (Proyecto Lisístrata), acto teatral que se efectuó el 3 de marzo de 2003 de manera simultánea en más de 42 países en favor de la paz.
8 de Marzo

Vamos a tratar ahora de algo bien conocido a partir de una pregunta ¿Por qué el Día Internacional de la Mujer se celebra el 8 de marzo? La respuesta es sencilla: a partir de una tragedia.

Que el Día Internacional de la Mujer se celebra el 8 de marzo viene a nuestra memoria cada vez que se acercan estas fechas y que es una jornada para visualizar la desigualdad entre hombres y mujeres también. Sin embargo, pocos saben que se decidió que fuera en esta fecha y no en otra para honrar la memoria de aquellas que lucharon por los derechos de todas. El 8 de marzo de dos años diferentes tuvieron lugar dos huelgas que marcaron la historia y la segunda acabó con 120 mujeres muertas devoradas por las llamas de la fábrica en la que trabajaban y en la que las habían encerrado.

Segunda Conferencia Internacional de 
Mujeres Socialistas en Copenhague (1910) (Imagen: CPCML)

En 1910, se celebró en Copenhague la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas con el objetivo de promover la igualdad de derechos de las mujeres, incluido el del sufragio universal. Fue en esa conferencia, a la que asistieron más de 100 mujeres de 17 países distintos, donde se propuso y aprobó por unanimidad que se celebrara el Día de la Mujer Trabajadora el 8 de marzo, a petición de Clara Zetkin, una destacada activista alemana. Así, se celebró por primera vez el 8 de marzo de 1911.

¿Por qué se eligió el 8 de marzo?:

En 1857 y en 1908 se produjeron dos huelgas que pasaron a la historia de la lucha por la igualdad de derechos de las mujeres. La historiografía más extendida afirma que ambos sucesos ocurrieron el mismo día de años distintos, aunque no se sabe a ciencia cierta si ambos coincidieron en 8 de marzo.

1.- Huelga de trabajadoras textiles de Nueva York el 8 de marzo de 1857. Por aquella época, la enorme mayoría de los trabajadores en la industria textil eran mujeres. En esos años, las jornadas laborales eran agotadoras, de más de 12 horas diarias y con un salario miserable. Eran salarios muy bajos para los hombres, pero mucho más para las mujeres, que percibían un 60 o 70% menos dinero que los hombres.

Por estas razones, y sumando las pésimas condiciones de trabajo, estas mujeres decidieron ir a la huelga. Organizaron una marcha por la ciudad para denunciar los hechos, pero lo único que obtuvieron fue una fuerte represión por parte de la policía, que dispersó a las mujeres.

2.- Huelga de 40.000 costureras industriales en 1908. Es uno de los hecho más recordados por su trágico final. 40.000 costureras de muchas grandes fábricas de Estados Unidos se declararon en huelga para reclamar igualdad de derechos, reducción de jornada, derecho para unirse a los sindicatos y el cese de la explotación infantil. En una de las fábricas donde se declaró la huelga, en la Cotton Textil Factory, en Nueva York, la jornada acabó en tragedia.

Trabajadoras de la fábrica de la Triangle Shirtwaist
 de Nueva York incendiada el 8 de marzo de 1911 (imagen: Aid Wacht Blog)

Los dueños de la fábrica cerraron las puertas y ventanas de la misma con las mujeres en huelga dentro. Al parecer, era una práctica habitual para evitar el robo de la mercancía. El problema llegó cuando se declaró un incendio en el edificio, y al estar cerrado, las mujeres que allí estaban murieron sin remedio. Más de 120 mujeres encontraron la muerte en este suceso.

Sufragio

Echemos un vistazo ahora a la historia del sufragio femenino: Su primera líder fue Emmeline Pankhurst. Los primeros grupos favorables al sufragio de la mujer se formaron en el Reino Unido a finales de la década de 1860, pero no adquirieron relevancia hasta que la activista Emmeline Pankhurst fundó en 1903 el Sindicato Político y Social de las Mujeres.


En los primeros años del siglo XX, tan solo el Partido Laborista, una joven organización fundada en 1900, estaba a favor de otorgar el derecho al voto a las mujeres en el Reino Unido, mientras que el Partido Liberal y el Partido Conservador se oponían.

“Los conservadores estaban, en general, en contra de cualquier extensión del derecho a voto. Entre los liberales, aunque muchos de ellos apoyaban una ampliación de la democracia, cundía la preocupación de que las mujeres votarían de forma abrumadora a los conservadores”.

El grupo liderado por Pankhurst renunció a las medidas de presión política que habían utilizado hasta entonces sus compañeras, basadas en tratar de convencer con cartas y argumentos a los diputados, e inició una campaña radical bajo el lema: “Hechos, no palabras”. En los siguientes años, las sufragistas quemaron el contenido de cientos de buzones de correos, rompieron las ventanas de miles de comercios y cortaron cables telefónicos, entre otros actos violentos y sabotajes.


También llamaron a los ciudadanos a invadir la Cámara de los Comunes y lograron reunir frente al palacio de Westminster a cerca de 60.000 personas en octubre de 1908, aunque la policía logró impedir que accedieran al edificio del Parlamento.

La ausencia de resultados tangibles a favor de su causa las llevó a partir de 1913 a radicalizar aún más sus acciones y colocaron diversas bombas que provocaron daños materiales.

El acto de militancia más conocido fue el de la activista Emily Davison, que se convirtió en una mártir del movimiento al arrojarse bajo el caballo del rey Jorge V durante una carrera en un hipódromo, un atropello que le provocó la muerte pocos días después.

Muchas sufragistas acabaron en la cárcel y comenzaron huelgas de hambre, ante lo cual el Gobierno del Partido Liberal trató de forzarlas a alimentarse. El Sindicato Político y Social de las Mujeres declaró una pausa en sus acciones de protesta en 1914 ante el estallido de la Primera Guerra Mundial, aunque continuó ejerciendo presión sobre el Gobierno.

El Parlamento británico aprobó el 6 de febrero de 1918 una ley que otorgaba el derecho al sufragio a las mujeres mayores de 30 años, que en aquel momento eran más de ocho millones en un país inmerso todavía en la Primera Guerra Mundial. Estos días pasados el Reino Unido conmemoró estos cien años

Diez años después, en 1928, el Parlamento británico aprobó la ley que garantizaba el sufragio universal para todas las personas mayores de 21 años en el Reino Unido, lo que amplió a quince millones las mujeres con derecho al sufragio en el país.

El éxito de las sufragistas británicas se enmarca en un movimiento social más amplio que ya había llevado a reconocer el voto femenino en Nueva Zelanda (1893), Australia (1902), Finlandia (1906) y Noruega (1913) y la Unión Soviética (1917), y sería pronto imitado en Alemania (1918) y Estados Unidos (1920). En España el sufragio femenino se consiguió en 1933 durante la Segunda República Española. En el Parlamento hubo un combate entre dos diputadas: la republicana Victoria Kent, que se oponía, y la socialista, Clara Campoamor, que sí estaba favor. En Europa, la civilizada Suiza fue el último país en que se concedió ese derecho: en 1971.

La huelga de mujeres que peleó por pan y rosas

Comenzaba 1912 y las obreras textiles de Estados Unidos empezaban una huelga histórica que culminaría en la victoria de sus demandas económicas y sociales. Cuento la historia de la huelga de las obreras textiles de Lawrence, cuya victoria no se limitó a su fábrica.

En 1912 en Lawrence (Massachusetts, Estados Unidos) las obreras textiles iniciaron una huelga que será conocida como la huelga de “pan y rosas”.

Manifestación durante la huelga de 1912 
(imagen: New England Historical Society)

El año nuevo, lejos de los banquetes de los ricos, trabajadoras y trabajadores de Lawrence salían a la huelga. Unos días antes, se había votado una nueva legislación que reducía la jornada laboral de 56 a 54 horas semanales para las mujeres y los menores de 18 años.

La industria textil empleaba mano de obra inmigrante, femenina e infantil. Más de la mitad eran mujeres y muchas eran menores de 18 años. Una de sus banderas principales era conquistar el pan (simbolizando los derechos laborales) y las rosas (como símbolo de la exigencia de mejores condiciones de vida).

Al frente de la huelga estaba una de las primeras organizaciones obreras que alentó a las mujeres a ocupar puestos dirigentes y que peleaba por métodos democráticos en las luchas.

El 10 de enero se realizó la primera reunión donde mil obreras, que acababan de recibir su cheque con un salario menor (por la reducción de horas), decidieron llamar a la huelga. Horas después todo estaba en marcha.

Se eligió un comité de huelga con 56 titulares y 56 suplentes, para reemplazar al grupo titular en caso de que fueran arrestados, algo común durante las huelgas. El comité representaba todas las nacionalidades; en las reuniones se hablaban 25 idiomas y 45 dialectos, y había intérpretes de todos ellos. Todos los días se realizaban asambleas al final del día, donde se hacía un balance y se resolvían los pasos a seguir.

Las dos primeras medidas votadas fueron: fondo de huelga y piquete masivo alrededor de las fábricas. Los enfrentamientos con la Policía y las milicias del gobierno local eran cada vez más violentos. Se resolvió formar una línea “infinita” alrededor de los talleres, un piquete que se mantenía las 24 horas y se movía constantemente. De esta manera era imposible entrar a la fábrica.

A las pocas semanas, los dirigentes fueron arrestados, acusados por incitación a la violencia y por la muerte de una obrera.
Elizabeth Gurley Flynn (imagen: Jacobin Magazine)

Para facilitar la participación de las mujeres, el nuevo comité de huelga instaló guarderías y comedores comunitarios para hijos e hijas de las obreras. Además se realizaban reuniones solo de mujeres, ya que también era necesario combatir el machismo entre los obreros, incluso entre los activistas. Una de las impulsoras más entusiastas de esta política fue Elizabeth Gurley Flynn.

Por la creciente violencia se decidió enviar a los niños a otras ciudades, donde serían albergados por familias solidarias. En el primer tren salieron 120 chicos. En el momento en que se disponía a salir el segundo tren hacia New York, la policía desató una represión desmedida en la estación. Este episodio lleva la huelga a las páginas de los diarios nacionales y al Congreso.

Todos hablaban de Lawrence. Los dirigentes de la central sindical oficial tuvieron que pronunciarse, pero no apoyaron la huelga: tildaron a las obreras de izquierdistas, anarquistas y revolucionarias, no querían saber nada con los comités de huelga. Pero las obreras de Lawrence contaban con un apoyo amplísimo. Se realizaban mítines de solidaridad en todo el país. Las universidades cercanas, como la prestigiosa Harvard tenía comités estudiantiles que colaboraban con la huelga. La participación de estudiantes de universidades de mujeres, recolectaban dinero, difundían la lucha y viajaban a Lawrence para colaborar directamente con el comité de huelga.

Comedor habilitado para los hijos de obreras durante la huelga de Lawrence

La gran difusión, la firmeza de las obreras, y el miedo a que se extendiera la huelga, hizo ceder a los empresarios: aceptaron la jornada laboral reducida y el aumento de los salarios. Después de una larga lucha, durante casi todo el invierno, el 12 marzo la huelga de “Pan y Rosas” culmina con una de las primeras victorias del movimiento obrero en Estados Unidos, con la implementación de la jornada reducida, aumento de salarios y el reconocimiento de los sindicatos.

Petrogrado

Y ahora hablaré de otros motines y de otra huelga que tuvo una importancia crucial en la historia mundial pero que es bastante desconocida: Nos tenemos que remontar a la fría Rusia, y al 8 de marzo de nuestro calendario en Petrogrado (Ahora San Petesburgo).

Manifestación del 8 de marzo de 1917 en Petrogrado

No olvidemos que, durante siglos, señala la historiadora Mercè Renom, “uno de los principales frentes populares en el occidente europeos estuvo relacionado con los derechos sobre las subsistencias alimentarias básicas (…). Los movimientos sociales alimentarios implicaban a hombres y mujeres de todas las edades, con un relevante protagonismo femenino”.

Allí ese día, las mujeres habían convocado manifestaciones y mítines para celebrar su día. El descontento era generalizado y se esperaban protestas masivas, pero lo que nadie sabía era que ese día iba a comenzar una revolución. Los sucesos pasaron a la historia como la Revolución de febrero, porque el calendario juliano vigente entonces en Rusia “atrasaba” 13 días.

¿Por qué aquel descontento? Pues porque además de los motivos que los obreros y obreras rusos tenían para protestar había unas condiciones que añadían otros. Rusia, como la mayoría de Europa estaba viviendo los horrores de la Primera Guerra Mundial (1914-1918). La carencia de alimentos y otros productos de subsistencia eran mayores que antes del conflicto. A ello había que añadir la gran cantidad de mujeres que habían enviudado y estaban solas o con sus hijos pequeños.

En las ciudades escaseaba el pan y las penurias del pueblo pobre eran insostenibles. En Moscú, en los dos primeros años de la guerra los precios de los productos básicos habían subido un 131%. En diciembre de 1915 las mujeres de Petrogrado hacían filas durante horas con temperaturas bajo cero para comprar azúcar y harina. Se produjeron numerosos disturbios protagonizados por mujeres, donde el reclamo principal era el precio de los alimentos. En febrero de 1917, la ira acumulada se transformó en acción.

En aquel ambiente, las obreras de las fábricas textiles de Petrogrado salieron a la huelga y recorrieron en grupos las fábricas vecinas. Se dirigieron especialmente hacia las empresas del metal, llamando a los trabajadores a sumarse. Las mujeres eran convincentes; tiraban palos, piedras y bolas de nieve contra las ventanas. Dos días después, en Petrogrado se vivió ya una huelga general. “¡Abajo la guerra!”, “¡Pan para los obreros!”.

Manifestación de mujeres en Petrogrado en 1917 (imagen: Bettmann/Corbis)

Por aquel entonces había, en toda Rusia, unos 7,5 millones de mujeres trabajadoras en la industria.

Un editorial del Pravda, el periódico de la fracción bolchevique de la socialdemocracia, informaba una semana después que “las mujeres fueron las primeras en salir a las calles de Petrogrado en su Día Internacional. Las mujeres en muchos casos determinaron el estado de ánimo de aquellos pobres soldados que caían en las trincheras bajo el fuego de las balas o congelados por el intenso frío; ellas iban a los barracones y los convencían de ponerse del lado de la revolución. ¡Que vivan las mujeres!”, decían ellos.

Aleksandra Rodionova, una joven conductora de tranvías de 22 años, participó en las acciones que llevaron a la caída del Imperio de los Zares. “Recuerdo cómo marchamos por la ciudad. Las calles estaban llenas de gente. Los tranvías no funcionaban, y había coches dados la vuelta sobre las vías. No sabía entonces, no entendía lo que estaba pasando. Pero gritaba con todos los demás: ‘Abajo el Zar’. Su testimonio está recogido por varias historiadoras de las mujeres rusas.

En una semana el zarismo se derrumbó, los ministros huyeron y los diputados de la Duma formaron un gobierno provisional, con el príncipe Lvov a la cabeza. Desde abajo, nacía otro poder, el de los consejos de delegados de la clase trabajadora, al que se sumaron comités de campesinos y soldados. Estos organismos habían surgido por primera vez en la Revolución de 1905 como una nueva forma de autoorganización democrática desde las bases, los sóviets.

Polia trabajaba como mucama en un hospital militar, no sabía leer ni escribir, y la primera vez que participó en una votación fue cuando la eligieron para el comité ejecutivo del sóviet de los empleados del hospital. La historiadora Barbara Evans Clements cuenta que, como gran parte de las mujeres trabajadoras, Polia sentía que no tenía nada que perder y mucho que ganar con la revolución, empezando por su dignidad.
Clara Zetkin y Aleksandra Kollontai en el 
tercer congreso de la III Internacional (1921)

Entre febrero y octubre, la participación de las mujeres fue en aumento. El 18 de marzo, una reunión de obreras de cuatro grandes fábricas resuelvo llamar a sus compañeras a unirse en la lucha por sus derechos, junto a los trabajadores. A principios de abril, 40.000 mujeres se movilizaron en Petrogrado, rehusando abandonar las calles hasta que se aprobara el derecho al voto. Finalmente, el 20 de julio de 1917, le arrancan al gobierno provisional de Kerensky el compromiso de permitir el voto para todas las mujeres mayores de 20 años en la futura Asamblea Constituyente. Eugenia Bosh, Inessa Armand y Aleksandra Kollontai fueron algunas de las dirigentes bolcheviques que en esos meses dieron discursos ante trabajadores, trabajadoras y soldados, escribieron artículos, organizaron reuniones y colaboraron con la organización de la revolución.

Sin duda, las mujeres también hacemos historia.

domingo, 30 de junio de 2019

El Ejército Estadounidense Emite más CO2 que la mayoría de los países

Traducción tarcoteca - Pentagon Fuel Use, Climate Change, and the Costs of War - Costs of War 12.6.2019

Tan solo el ejército de los Estados Unidos emite más gases de efecto invernadero que Suecia, Dinamarca, Portugal y el resto de países. De acuerdo con un documento del proyecto Costos de Guerra, el ejército de los EEUU se ubicaría como el 55º mayor organización contaminadora del mundo si fuera un país, según el periódico de 'Costs of War project'

La producción de gases invernadero del ejército Americano es equivalente a la emisión anual de 257 millones de coches y más del doble de los coches en las carreteras americanas

Los militares americanos emitieron 1.200 millones de toneladas métricas de CO2 entre 2001 y 2017, 70'5m tn/año, "A pesar de que el Departamento de Defensa ha reducido su consumo de combustibles fósiles desde principios de la década de 2000, sigue siendo el mayor consumidor de petróleo del mundo".

Para calcularlo se usaron los datos del 'Departamento de Energía' ya que el Pentágono no informa al Congreso cuánto combustible utiliza el ejército. Los investigadores descubrieron que el ejército de EEUU representa entre el 77 y el 80% de las emisiones de gases de efecto invernadero del gobierno de los EEUU.

Traducción tarcoteca - The Defense Department is worried about climate change – and also a huge carbon emitter 12.6.2019 por Neta C. Crawford

[.] Las mayores fuentes de emisiones de gases de efecto invernadero son los edificios y el combustible. El Departamento de Defensa mantiene más de 560,000 edificios en aproximadamente 500 instalaciones militares nacionales y extranjeras, que representan aproximadamente el 40% de sus emisiones de gases de efecto invernadero.


[.] Una sola misión consume enormes cantidades de combustible. En enero de 2017, 2 bombarderos B-2B y 15 petroleros de reabastecimiento de combustible aéreos viajaron más de 12.000 millas desde la Base de la Fuerza Aérea de Whiteman para bombardear objetivos de ISIS en Libia, matando a unos 80 presuntos terroristas de ISIS. Sin contar las emisiones de los petroleros, los B-2 emitieron alrededor de 1,000 toneladas métricas de gases de efecto invernadero.

[.] El Departamento de Energía publicó datos sobre la producción de energía y el consumo de combustible del Departamiento de Defensa DOD, incluidos los vehículos y equipos. Utilizando los datos de consumo de combustible, estimé que, de 2001 a 2017, el DOD, incluidas todas las sucursales de servicios, emitió 1.200 millones de toneladas métricas de gases de efecto invernadero. Ese es el equivalente aproximado de más de 255 millones de vehículos de pasajeros por un año.

De ese total, estimé que las emisiones relacionadas con la guerra entre 2001 y 2017, incluidas las "operaciones de contingencia en el extranjero" en Afganistán, Pakistán, Irak y Siria, generaron más de 400 millones de toneladas métricas de CO2 equivalente, aproximadamente equivalente a las emisiones de gases de efecto invernadero de casi 85 Millones de autos en un año.

[.] Desde 1979, los Estados Unidos han otorgado una alta prioridad a la protección del acceso al Golfo Pérsico. Aproximadamente una cuarta parte del uso de combustible operacional militar es dirigido al Comando Americano de la Región Central, USACENCOM, que cubre la región del Golfo Pérsico.

sábado, 29 de junio de 2019

La Transformación de la Esclavitud en Trabajo Asalariado - Esteban Vidal

Magnífico post que me gustaría compartir. Muchas gracias a su autor Esteban Vidal.
Salud!
_____
Fuente - La transformación de la esclavitud en trabajo asalariado - Portal Libertario OACA 24.6.2019 por Esteban Vidal

Las diferentes investigaciones sobre la esclavitud y su abolición tienden a centrarse en las supuestas razones económicas que propiciaron su abolición. Asimismo, la propia esclavitud como sistema social es considerada desde el punto de vista de la producción, con lo que su surgimiento y desarrollo es enfocado desde la economía. Lo que aquí planteamos no es tanto un análisis de las causas que originaron esta institución sino más bien las razones de fondo que desembocaron en su abolición o, mejor dicho, en su transformación en la forma de trabajo asalariado como neoesclavitud moderna.

El origen de la Esclavitud es la Guerra

El origen de la esclavitud es la guerra. En tiempos antiguos el vencedor en una guerra esclavizaba al vencido que pasaba a servirlo. Las explicaciones economicistas, tanto liberales como marxistas, acostumbran a enfocarlo todo a partir de las formas de producción y su evolución histórica cuando la esclavitud como tal es una institución forzada, y por ello mismo no surge espontáneamente como resultado del desenvolvimiento de la economía

Se ha hablado mucho de las deudas contraídas por hombres libres como causa de la esclavitud, la penuria económica, etc., pero lo cierto es que todo esto tuvo una incidencia menor en la aparición de la esclavitud, lo que en la práctica desvía la atención de un hecho fundamental y decisivo que es que se trata de una institución que necesita de la coerción, y que sin ella no es factible. La guerra, y el Estado como forma de dominación resultante desarrollada por el grupo conquistador, es la causa fundamental de la esclavitud en la medida en que los vencedores aspiran a vivir a expensas de los vencidos.

Pero al margen de los errores que desde las teorías económicas que pretenden explicar la esclavitud, mucho mayores son los cometidos a la hora de explicar los motivos que desencadenaron su abolición. En lo que a esto respecta nos encontramos con complicadas, y a veces sofisticadas, teorías relacionadas con la productividad de la formación esclavista, de las relaciones económicas y comerciales inherentes a las sociedades esclavistas, etc. Todos estos análisis suelen caer también en el mismo error en el que incurren aquellas explicaciones acerca del origen de la esclavitud. 

Sin embargo, en este punto es necesario hacer alguna matización. En este sentido hay que reconocer un hecho incontestable, y este es que en toda sociedad esclavista la masa monetaria en circulación es menor que en aquellas sociedades en las que impera el trabajo asalariado, lo que dificulta la movilización de recursos. Allí donde la fuerza de trabajo no está salarizada la cantidad de dinero en circulación es bastante limitada, pues los esclavos están sometidos a un régimen paternalista en el que sus amos se encargan de proveerles los medios de existencia precisos para su conservación y, dado el caso, su reproducción. Esto implica alojamiento, comida, ropa, etc., algo que, por el contrario, el trabajador debe buscarse por su cuenta en la forma de producción capitalista con el salario percibido de su patrón. De esto se deduce igualmente que el grado de comercialización de la economía doméstica es menor, y por ello el tamaño del mercado también es menor pues se produce para abastecer los centros de poder político-económico, que son las ciudades, así como los mercados internacionales para obtener metálico o divisas extranjeras.

Sin embargo, esta escasa monetización y comercialización de la economía dificulta la movilización de recursos a la hora de preparar y hacer la guerra, pues esta actividad exige grandes inversiones de dinero en muy poco tiempo. Esto significa en muchos casos tener que recurrir a mercados internacionales para abastecerse de recursos de los que se carece para equipar y organizar un ejército, sobre todo si es de mercenarios. 

Por otro lado la base tributaria del Estado es limitada por dos razones: la demografía y la propia economía escasamente monetizada. En el plano demográfico al imperar la esclavitud las cantidad de personas susceptibles de pagar impuestos es mucho menor que, si por el contrario, imperase el trabajo asalariado. De sobra es sabido que ser esclavo es ser propiedad, y que las propiedades no tributan, únicamente sus propietarios. En el terreno de la economía nos encontramos con que la cantidad limitada de dinero disponible dificulta la recaudación de impuestos, y el pago de los mismos se concentra en una minoría esclavista que, a su vez, es la que ocupa los puestos de dirección del Estado. Juntamente con esto la cantidad de impuestos que se retraen de la economía es menor al ser también menor la cantidad de dinero disponible, siendo el mercado interior bastante limitado. Como consecuencia de esto en muchos casos es preciso recurrir al pago de tributos en especie algo que, a su vez, también dificulta la movilización de recursos. Unido a todo lo anterior está la problemática de costear los medios de dominación precisos que sostengan la sociedad esclavista, lo que inevitablemente se encarece cuando no hay mucho efectivo disponible.

Sin embargo, todo lo anterior es un aspecto secundario y no decisivo de las razones que empujaron a abolir la esclavitud. En cualquier caso sirve para poner de relieve que los argumentos de la supuesta baja productividad de esta forma de producción, junto a otros factores concomitantes, son bastante dudosos si se toma una perspectiva más amplia de la cuestión en términos estructurales y en su relación con el aparato estatal que crea, sostiene y reproduce la esclavitud. 

Por decirlo de alguna manera los factores económicos antes señalados únicamente establecieron unas condiciones favorables para la abolición de la esclavitud, pero en ningún caso constituyeron una causa suficiente para su supresión. Debido a todo esto consideramos que el factor decisivo que puso término a la esclavitud tiene que buscarse en la política y en la organización del conjunto de la sociedad.

El Problema Esclavista: Relación entre esclavos, guardianes y propietarios

Es obvio que nadie es esclavo por propia voluntad y que todo ser humano ansía ser libre, y si es libre aspira a seguir siéndolo. La esclavitud no tiene nada de natural pese a lo que afirmase Aristóteles de que existen individuos que nacen para dominar y otros que nacen para ser esclavos. Lo que suele ser pasado por alto es que la esclavitud, como sistema social, exige unas elevadas cantidades de coerción para mantener esclavizada a una considerable porción de la población, lo que hace que los medios de dominación encargados de aplicar la coerción sean muy grandes y la apliquen en grandes proporciones para mantener el orden constituido. A los esclavos, a fin de cuentas, les gustaría ser libres y en ocasiones buscan la forma de liberarse, lo que exige el uso sistemático, y a veces a gran escala, de la violencia para reprimir a los esclavos y mantenerlos sometidos. Es algo muy parecido a lo que ocurre en las cárceles donde se aplican altas dosis de violencia para mantener a los presos confinados, pues estos añoran la libertad.

El problema al que se enfrenta toda élite esclavista es siempre el mismo, esto es, la proporción numérica entre la cantidad de esclavos y la cantidad de propietarios de esclavos existente, así como la cantidad de medios de coerción precisos para mantener las jerarquías sociales. 

Ningún orden social esclavista ha pasado por alto esta circunstancia, lo que ha estado unido a otra contradicción no menos importante que es la necesidad de los esclavistas de tener la mayor cantidad posible de esclavos, pues su trabajo es lo que produce la riqueza de tal modo que a mayor mano de obra esclava mayor es la riqueza producida. Sin embargo, cuanto mayor es el número de esclavos mayor es la cantidad de recursos necesarios para costear los medios de coerción con los que conservar el orden social constituido. Vemos, entonces, una contradicción social de orden político entre quienes tienen los medios de dominación que gobiernan la sociedad, y una contradicción entre la base productiva de la economía y las necesidades políticas de la élite dirigente para contar con los instrumentos de coerción con los que mantener las jerarquías sociales imperantes.

Breve Historia del Esclavismo

En este punto es en el que debemos pasar a examinar las circunstancias sociales, políticas y económicas en las que se desarrolló la esclavitud después del derrumbamiento del imperio romano de Occidente en el año 476. En el ámbito occidental la debilidad del Estado romano, las sucesivas guerras civiles, la crisis demográfica, etc., hicieron que el régimen esclavista fuera cada vez más insostenible, a lo que hay que sumar una serie de movimientos sociales, culturales y religiosos que contribuyeron aún más a debilitar este modelo de sociedad. No fueron pocas las rebeliones de esclavos, basta con recordar incluso las que se produjeron mucho antes del colapso del imperio como la de Espartaco. Pero también es notable el creciente rechazo de la esclavitud entre diferentes sectores sociales como resultado de la influencia de la religión cristiana que, dicho sea de paso, comenzó siendo una religión de esclavos. Todo esto hizo que en Occidente, durante la época medieval, la esclavitud se diluyese hasta desaparecer prácticamente por completo.

Por el contrario, el imperio romano de Oriente continuó siendo un régimen esclavista feroz, del mismo modo que el naciente mundo islámico con los sucesivos califatos contribuyó decisivamente a extender e incluso restablecer en algunos lugares el régimen esclavista. El Islam hizo especial mella en el norte y centro de África con la esclavización de los africanos, lo que posteriormente facilitó su comercialización en el Atlántico. Igualmente los mongoles, pueblo nómada islamizado, esclavizaron a cantidades ingentes de eslavos en torno al Mar Negro para su posterior venta a los otomanos y venecianos.

La llamada era de los descubrimientos en la que las potencias europeas se lanzaron a conquistar otros continentes se encontró con el problema de no contar con mano de obra suficiente para explotar las tierras conquistadas, y consecuentemente para hacer viables a largo plazo dichas colonias como fuentes de recursos y mercados cautivos. El tráfico de esclavos sirvió para abastecer dichas colonias de la mano de obra que precisaban, un tipo de mano de obra que las élites no encontraban en Europa occidental. Así es como se desarrolló el comercio de esclavos que eran comprados en África, donde los propios africanos habían sido esclavizados por sus congéneres, para ser exportados como mano de obra a las Américas. Esto explica que en Sudamérica y posteriormente en el sur de los futuros EEUU fuese establecida una extensa población esclava que trabajaba en plantaciones de algodón, tabaco, azúcar, café, etc.

El caso de EEUU es en cierto modo paradigmático pues tras la fundación del país, y con la redacción de su segunda constitución a finales del s. XVIII, la élite dirigente estadounidense llegó al compromiso de cesar el comercio de esclavos a principios del s. XIX, aunque la esclavitud fue conservada como así había quedado reconocida en la propia constitución. El motivo de esta medida no tenía nada que ver con razones filantrópicas, humanitarias o humanistas, sino que simplemente era el reflejo de una preocupación que existía en el seno de la élite americana en torno a un crecimiento excesivo de la proporción de población esclava en comparación con la población libre. Esto haría que a la larga la estabilidad social peligrase al no disponer de los suficientes medios para reprimir a los esclavos, lo que hacía cada vez más probable los estallidos de rebeliones y que la propia esclavitud se terminase aboliendo a sí misma.

Sin embargo, al mismo tiempo persistió la otra contradicción a la que nos hemos referido antes derivada de la dependencia existente con la mano de obra esclava, especialmente en las regiones del sur de EEUU. Además, no hay que olvidar que eran los propietarios de esclavos los que copaban los cargos de dirección de los Estados del sur, y que constituían únicamente un 25% de la población blanca, con lo que esta institución era aún más impopular de lo que quepa pensar. Esta situación contradictoria, que se complementó con otros factores desestabilizadores como la adquisición de territorios en el Oeste, los desequilibrios geopolíticos entre el norte y el sur que desembocaron en la guerra de secesión, etc., no fue resuelta hasta que se introdujo la 13ª enmienda, y por unos motivos que no eran en absoluto filantrópicos.

Así pues, en el caso de EEUU hay que apuntar que Abraham Lincoln, quien sentía un gran desprecio hacia los negros, aprobó muy a su pesar la enmienda constitucional que abolió la esclavitud. Esto fue hecho al final de la guerra cuando ya era muy claro que el sur iba a ser derrotado. El motivo por el que fue abolida en este momento, y no antes, es porque tanto Lincoln como otros miembros del gobierno federal habían confiado en persuadir a las élites sureñas por medio de la guerra y otras medidas para se reintegrasen en la Unión, lo que finalmente no sucedió. Esto es lo que explica que la esclavitud fuese abolida en el último momento de la guerra, lo que tenía como principal propósito debilitar a la élite sureña al arrebatarle las bases de su poder. Los puestos políticos y funcionariales en los Estados del sur estaban restringidos y sólo podían acceder a estos cargos los propietarios de esclavos. Pero además de esto los distritos de los Estados del sur habían tenido una sobrerrepresentación en el congreso de los EEUU debido a que los esclavos computaban como población a la hora de determinar el número de representantes por cada distrito, cuando en la práctica los esclavos estaban desprovistos de derechos políticos. Por otra parte, no hay que perder de vista que el propio régimen esclavista estaba muy debilitado a nivel demográfico debido a que el crecimiento de la población esclava se había desplomado, lo que explica que en el periodo de la anteguerra las élites sureñas planteasen en más de una ocasión tomar Cuba por la fuerza para convertir la isla en un criadero de esclavos.

La esclavitud en EEUU era inviable a largo plazo tanto por motivos estructurales ligados a la política, la economía, la situación internacional, etc., como por los desequilibrios demográficos que esta implicaba, tanto en lo que se refiere a la mano de obra esclava como a la cohesión social ligada al mantenimiento de las relaciones de dominación entre una mayoría negra y una minoría blanca.

Un ejemplo en el que la esclavitud fue abolida desde arriba para evitar que se aboliese a sí misma desde abajo es el de la Rusia zarista, en el año 1861. En ese momento el régimen social imperante, conocido como la servidumbre, que no era en nada sustancial diferente de la esclavitud que era practicada en otros lugares del mundo, recibía un gran rechazo como consecuencia no sólo de las condiciones en las que los propios rusos eran forzados a vivir, sino también por la gran cantidad de siervos que había en el país en comparación con la escasa cantidad de señores y los precarios medios de coerción de los que disponían. No hay que olvidar que la servidumbre se mantenía gracias a los altos niveles de violencia estatal aplicados contra la población.

El fracaso de Rusia en la guerra de Crimea dejó el país en una situación política y social muy frágil, lo que produjo una honda preocupación en la élite zarista ante la posibilidad de que revueltas campesinas desestabilizasen el régimen y que, en definitiva, eso condujese a una situación de creciente desorden en la que la servidumbre se aboliese a sí misma. Por esta razón era preferible reconducir la situación de peligro mediante una abolición de este régimen impulsada desde arriba para, de este modo, reorganizar la dominación del Estado para adaptarla a las nuevas condiciones sociales.

En términos generales la situación de los campesinos rusos no mejoró pues el reparto de tierras favoreció a los terratenientes, y el Estado incrementó su base tributaria al fiscalizar directamente a los campesinos. El Estado salió reforzado mientras que los antiguos siervos fueron empobrecidos, circunstancia que incrementó su dependencia del incipiente mercado y del emergente trabajo asalariado.

la Esclavitud Reconvertida en Asalariado

A grandes rasgos la abolición de la esclavitud simplemente fue reconvertida con la instauración y generalización del trabajo asalariado. De este modo la esclavitud fue puesta en la nómina. Las razones fundamentales que impulsaron este proceso fueron de orden político y social para la conservación del sistema de dominación, y consecuentemente las jerarquías sociales imperantes.

Es un hecho que el trabajo asalariado constituye una forma de dominación impersonal mucho más sofisticada en la que el trabajador es controlado por medio del dinero, y por ello de su permanente necesidad de disponer de ingresos para pagar impuestos y facturas. El trabajo asalariado es, entonces, la esclavitud de siempre en unas condiciones de desarrollo histórico, social, económico y político cualitativamente distintas de las que caracterizaron al régimen esclavista tradicional.

En la medida en que el trabajo asalariado requiere unos niveles mucho menores de coerción, y que la movilidad del individuo es mayor, también son mayores los niveles de consentimiento social a dicha forma de trabajo, lo que revierte en unos niveles de paz social y de estabilidad mucho mayores. La forma de producción capitalista, aún siendo una forma de producción que tiene una base coactiva, se basa en un tipo de orden social en el que el trabajador no es propiedad de nadie sino que puede tomar sus propias decisiones y organizar su propia vida. En este sentido cualquier persona puede dejar su trabajo cuando quiera, al mismo tiempo que recibe por este una contraprestación en la forma de salario. Las constricciones son diferentes pese a mantener al individuo en un estado de dependencia, pero con la particularidad de que formalmente dispone de una autonomía mayor.

El trabajo asalariado constituye un salto cualitativo en la explotación de la mano de obra, y pese a que formalmente el trabajador ganó autonomía a nivel individual, sin embargo, la perdió a nivel colectivo.[1] Esto lo comprobamos al constatar que como consecuencia del impulso de esta forma de trabajo el Estado incrementó su poder de manera exponencial, pues creció su base tributaria, con ella sus ingresos y dispuso desde entonces de unos medios de dominación más amplios y eficaces. Los mayores recursos que el Estado fue capaz de retraer a la sociedad permitieron su crecimiento con la proliferación de nuevas estructuras, el aumento de las ya existentes, la expansión de su burocracia, ejército, cuerpos policiales, tribunales, etc. El Estado, en definitiva, aumentó su poder en detrimento de la sociedad que fue, por el contrario, empobrecida.

Como puede deducirse de todo lo expuesto han sido factores extraeconómicos los que de manera decisiva influyeron tanto en la instauración del esclavismo como en su posterior abolición, o mejor dicho, en su posterior reconversión en trabajo asalariado. Estos factores han sido fundamentalmente de orden político, lo que manifiesta la naturaleza forzada de la esclavitud pero también del trabajo asalariado, pero en este último caso por medio de otros procedimientos.

En cualquiera de los casos es el Estado el que instituye la esclavitud y el que la protege, lo que pone de manifiesto la importancia y necesidad de que toda lucha contra la opresión esté dirigida a desencadenar la revolución social que destruya las estructuras sobre las que descansa, esto es, el Estado.

Por el contrario, toda actitud y práctica reformista, orientada a introducir mejoras parciales dirigidas a aumentar la autonomía formal del individuo en el marco de los límites preestablecidos por el Estado, sólo conduce a reorganizar en unas formas renovadas el sistema de dominación y su opresión. Por tanto, la revolución no es una opción sino una necesidad para conquistar la libertad e igualdad de un mundo sin Estados, clases sociales y capitalismo.

Esteban Vidal

Nota
[1] En cuanto a los efectos tremendamente nefastos que a diferentes niveles produce el trabajo asalariado sobre el individuo recomendamos la lectura de “La alienación del trabajo asalariado” en https://www.portaloaca.com/articulos/anticapitalismo/8398-la-alienacion-del-trabajo-asalariado.html

viernes, 28 de junio de 2019

Pensamiento: Palacios sin muebles - El Comité Invisible

“Los lugares de poder institucional ejercen una atracción magnética sobre los revolucionarios. Pero cuando los insurgentes logran penetrar en los parlamentos, los palacios presidenciales y otras sedes de instituciones, como en Ucrania, en Libia o en Wisconsin, es solo para descubrir lugares vacíos, es decir, sin poder, y amueblados sin ningún gusto.

No se trata de evitar que las "personas" "tomen el poder" porque se les impide tan ferozmente invadir esos lugares, sino de evitar que se den cuenta de que el poder ya no reside en las instituciones. Allí solo hay templos desiertos, fortalezas fuera de servicio, nada más que escenografías, verdaderas trampas para los revolucionarios. "

El Comité invisible, "Para nuestros amigos" oct 2014

jueves, 27 de junio de 2019

Ya es Oficial, Petó el Deutsche Bank!: Rescate por medio de "Banco Malo" antes de venderlo a 1€

Un post que se entiende mejor con los propios titulares de la prensa burguesa:
El Deutsche Bank es el banco más grande de Alemania, por descontado de Europa y posiblemente del mundo. Ni sus diversificaciones, ni sus asuntos turbios, ni apoyo directo del estado alemán han evitado que sus acciones lleguen a valer menos de 10€ y que esto afecte a su funcionalidad como banco.

Un batacazo que se veía venir. Sin remontarnos a los tiempos de su apoyo al régimen fascista Nazi, fue uno de los promotores de la burbuja inmobiliaria mundial, de los desahucios en España, de la SAREB, de la dispersión de productos financieros tóxicos por todo el mundo y tal vez con suerte lo sea de la caída de Alemania como potencia regional:
El Comité de Basilea sale al rescate del Deutsche Bank | EL BOLETIN 27.7.2010

Declaraciones hechas después de participar en la SAREB y desahuciar a media España y parte de Europa:
Deutsche Bank ve "exagerada" la desconfianza hacia España-EL PAÍS 28.12.2010

Desde la caída de Lemman Brothers en 2007 pierde cotización en bolsa, los inversionistas no se fían, y desde entonces se habla de su debacle bursátil:

Declaraciones hechas después de participar en la SAREB y desahuciar a media España y parte de Europa, es decir, comportarse como un fondo buitre. Ni si quiera el Santander o BBVA se atrevieron a ellos:
Deutsche Bank ve "exagerada" la desconfianza hacia España-EL PAÍS 28.12.2010

Aquí un recuento de la multiplicidad de problemas, más fácilmente identificado como un problema de codicia, usura y mentir por encima de sus posibilidades:
¿Qué le pasa a Deutsche Bank?- EL MUNDO 30.9.2016

Según muchos, este es el eje central del problema del banco, un problema que podría arrastrar al DAX, al Down Jons y con ellos a las bolsas de medio planeta, iniciando así un nuevo periodo de recesión:
El Deutsche Bank cuenta con 500 billones € (10^12) de activos tóxicos
(https://www.youtube.com/watch?v=mM0-_D8D2js 20.6.2019, 3'10''). La entidad con mayores activos tóxicos del mundo. Ni si quiera los hedge founds más dopados se atrevían a asumir tantos riesgos. Claro, es lo que tiene el estar apoyado por el aval de un estado.

Aunque algunos prefieren hacer como que no entienden y comentan la cifra oficial como si esta tuviera algún tipo de relevancia; el precio del rescate es menos que simbólico. Ni si quiera han elucubrado un artificio para esconder el problema, solo desvían la atención. Hay gente para todo:
Deutsche Bank y su problema de 50.000 millones de euros - elblogsalmon 24.6.2019

Si bien anteriormente supieron intuir el panorama y ponernos en alerta:
Deutsche Bank hace cundir la amenaza de un nuevo momento Lehman 9.6.2016

No nos cabe duda que los dementes que dirigen el Bundestag no dejarán caer así como así a tal marmota. La Merkel ha estado alimentando al bicho desde 2007 como quien cuida un zombi en su sótano evitando que las fuerzas del mercado, rapaces y carroñeras, despedazasen a la criatura. Ahora lo harán los buitres por las malas. De la otra parte Mario Draghi y el BCE.

Tal vez veamos un proceso de reajuste del sector bancario como el visto en España y que se llevó por delante a más de 50 entidades. Recordemos que en Alemania hay más de 400 bancos regionales. En los viejos tiempos inyectarían dinero público, comenzaría una nueva oleada de recortes, harían una reforma laboral y comenzarían las protestas. Pero estos eran los viejos tiempos. En los nuevos tiempos de expansión cuantitativa el Deutsche Bank o las entidades que lo soporten pueden pedir prestado dinero infinito al BCE, BOJ, Fed, ... Dinero a intereses negativos que harán que la fiesta continúe hasta que la gangrena llegue al ombligo y no quede otro remedio que cortar el tronco.

Podríamos seguir regocijánzonos en las implicaciones de este colapso a cámara lenta con un largo post de análisis, pero preferimos disfrutar el momento brindando ante el cadáver caliente del enemigo. Pena que muriese de éxito y no por justicia incendiado por la muchedumbre.

martes, 25 de junio de 2019

Hong Kong: Anarquistas en la Resistencia Contra la "Ley de Extradición". Entrevista - CrimethInc

Entrevista imprescindible para conocer el Hong Kong actual y el desarrollo de una dura lucha popular masiva que surge imparable desde la base social a través de la Acción Directa y el anonimato e impulsada como motor inmaterial por el anarquismo.
Salud!
_________________
Traducción tarcoteca - CrimethInc: Hong Kong: Anarchists in the Resistance to the Extradition Bill: An Interview 22.6.2019

Desde 1997, cuando dejó de ser la última posesión colonial importante de Gran Bretaña, Hong Kong ha sido parte de la República Popular China, mientras mantiene un sistema político y legal distinto. 

En febrero de 2019, se presentó un impopular proyecto de ley que permitiría extraditar a fugitivos de Hong Kong a países con los que el gobierno de Hong Kong no tiene acuerdos de extradición, incluida China continental. 

El 9 de junio, más de un millón de personas tomaron las calles en protesta;
el 12 de junio, los manifestantes se enfrentaron desiguales con la policía;
el 16 de junio, dos millones de personas participaron en una de las marchas más grandes en la historia de la ciudad [de 7'3 millones de habitantes]. 

La siguiente entrevista con un colectivo anarquista en Hong Kong explora el contexto de esta oleada de disturbios. Nuestros corresponsales dibujan más de una década de experiencias en los movimientos sociales anteriores en un esfuerzo por entender las motivaciones que impulsan a los participantes y cómo desarrollar las nuevas formas de organización y subjetivación que definen esta nueva secuencia de lucha.

En Estados Unidos, las luchas populares más recientes han convergido en torno a la resistencia a Donald Trump y a la extrema derecha. En Francia, el movimiento Gilets Jaunes atrajo a anarquistas, izquierdistas y nacionalistas de extrema derecha a las calles contra el gobierno centrista de Macron; y a luchar entre ellos mismos. En Hong Kong, vemos un movimiento social que se opone a un estado gobernado por la izquierda autoritaria. ¿A qué desafíos se enfrentan los opositores al capitalismo y al estado en este contexto? ¿Cómo podemos superar a los nacionalistas, neoliberales y pacifistas que buscan controlar y explotar nuestros movimientos?

A medida que China extiende su alcance, compitiendo con Estados Unidos y la Unión Europea por la hegemonía global, es importante experimentar con modelos de resistencia contra el modelo político que representa, mientras se cuida de evitar que los neoliberales y reaccionarios capitalicen la oposición popular para la izquierda autoritaria. Los anarquistas en Hong Kong están en una posición única para hablar sobre esto.

>>Crimethinc- "La izquierda" es institucionalista e inefectiva en Hong Kong. En general, los "expertos" liberales y los "ciudadanos" de derecha tienen un dominio absoluto de la narrativa cada vez que estallan las protestas, especialmente cuando China está involucrada.

En la lucha contra el proyecto de "Ley de Extradición", ¿la escalada de tácticas ha dificultado a estas facciones el representar o gestionar "el movimiento"? ¿La revuelta ha excedido o socavado su capacidad para dar forma al discurso? ¿Los eventos del mes pasado anunciaron desarrollos similares en el futuro, o éste ha sido un tema ya común en el descontento popular en Hong Kong?

>>Respuesta- Creemos que es importante que todos comprendan que, hasta ahora, lo que ha sucedido no puede entenderse correctamente como "un movimiento". Está demasiado inmaduro para ello. Lo que quiero decir es que, a diferencia del llamado "Movimiento de los Paraguas", que escapó al control de sus arquitectos fundadores, los intelectuales que llamaron a "Ocupar el Centro con Amor y Paz" hace un año, al que se adhirieron una mayoría con principios pacifista y cívicos que lo delinearon, en este no hay una guía narrativa real que unifique los eventos ocurridos hasta ahora, no hay un credo fundacional que autorice o santifique ciertas formas de acción mientras proscribe otras para crear una espectacular portada que se puede fotografiar y retransmitir a pantallas de todo el mundo.

La respuesta corta a su pregunta, entonces, es ... sí, hasta ahora, nadie está autorizado a hablar en nombre del movimiento. Todos luchan por llegar a un acuerdo con una forma naciente de subjetividad que se está configurando ante nosotros, ahora que las figuras formales de las tendencias a las que se refieren han sido aplastadas y en gran parte marginadas. Eso incluye a la fracción "académica" de los estudiantes, hasta ahora conocidas como "Demosisto", y los "nativistas" de extrema derecha, ambos descalificados de participar en el consejo legislativo después de ser votados.

A lo largo de esta entrevista, trataremos de describir nuestras propias intuiciones acerca de cómo se ve esta forma embrionaria de subjetividad y las condiciones a partir de las cuales se origina. Pero estos son sólo tentativas. Lo que sea que suceda, podremos decir que nace en un campo en el cual los protagonistas visibles y reconocibles de secuencias anteriores, incluidos los partidos políticos, los cuerpos estudiantiles, los grupos de derecha y los populistas, han sido derrotados o desacreditados. Es un campo sembrado de sombras, atormentado por sombras, ecos y murmullos. A partir de ahora, el centro del escenario permanece vacío.

Esto significa que los modos de comprensión "predeterminados" más frecuentes son invocados para llenar los vacíos. A menudo, parece que estamos preparados para una desafortunada repetición de la secuencia que se desarrolló con el Movimiento de los Paraguas:
- Espantoso despliegue de fuerza policial
- La indignación pública se manifiesta en grandes marchas y ocupaciones posteriores, organizadas y entendidas como demostraciones de virtudes cívicas santificadas.
- Estas ocupaciones se osifican en campamentos tensos, puritanos y paranoicos, obsesionados con el comportamiento político para mantenerlas acorde con el guión prescrito.
- El movimiento colapsa, lo que lleva a cinco años de desencanto entre los jóvenes que carecen del entendimiento necesario para comprender que su fracaso en alcanzar el sufragio universal es algo menos que una abyecta derrota.

Por supuesto, esta es solo una breve descripción del Movimiento de los Paraguas de hace cinco años, e incluso entonces hubo una cantidad considerable de "excesos": novedosas y emancipatorias prácticas y encuentros que la narrativa oficial no pudo explicar. Estas experiencias deben recobrarse y recuperarse, aunque este no es el momento ni el lugar para ello. Lo que ahora enfrentamos es otro ejercicio de mistificación, en el que los protocolos que entran en funcionamiento cada vez que el tejido social entra en una crisis pueden cerrar las posibilidades que se están abriendo. Sin embargo, sería prematuro sugerir que está por suceder.

En nuestras breves y, a menudo, extremadamente desagradables publicaciones de las redes sociales occidentales de extrema izquierda, hemos notado que, con demasiada frecuencia, la inteligencia cae víctima de nuestra inclinación a dominar esta o aquella lucha. Gran parte de lo que pasa por "comentario" tiende a caer hacia ambos lados de dos polos: aclamación apasionada del poder de la inteligencia proletaria o denuncia cínica de su recuperación populista. Ninguno de nosotros puede soportar el suspense de tener que suspender nuestro juicio sobre algo fuera de nuestro conocimiento, y nos apresuramos queriendo encontrar a alguien que pueda formalizar esta masa de información difícil de manejar en una rúbrica que podamos comprender y digerir, para poder expresar nuestro apoyo o aprehensión.

No tenemos respuestas reales para nadie que quiera saber si debería preocuparse más por lo que está pasando en Hong Kong en lugar de, por ejemplo, Francia, Argelia, Sudán. Pero podemos apelar a quienes estén interesados ​​en comprender lo que está sucediendo y tomarse el tiempo para desarrollar una comprensión sobre esta ciudad. 

Aunque no compartimos por completo su política y tenemos algunas dudas con los hechos presentados en ella, respaldamos cualquier cobertura de los eventos en Hong Kong que los medios Ultra, Nao y Chuang han ofrecido a lo largo de los años al mundo de habla inglesa. La pieza de Ultra sobre el Movimiento de los Paraguas ["Black versus Yellow", Autónomos vs Cívicos] es probablemente la que mejor cuenta los actuales eventos en desarrollo.

Si entendemos que "la izquierda" es un sujeto político que sitúa las cuestiones de la lucha de clases y el trabajo en el centro de su política, no es del todo cierto que exista tal cosa en Hong Kong. Por supuesto, amigos nuestros tienen excelentes blogs, hay pequeños grupillos y cosas por el estilo. Ciertamente, todos hablan de la brecha de riqueza, la pobreza rampante, la clase capitalista, el hecho de que todos somos “打工仔” (trabajadores, gente trabajadora) que luchan por sobrevivir. Pero, como en casi cualquier otro lugar, la principal forma de subjetividad e identificación a la que todos se suscriben es a la idea de ciudadanía en una comunidad nacional [Hong Kong]. De ello se deduce que esta imaginada pertenencia está basada en la negación, la exclusión y la demarcación del continente. Solo puedes imaginar la tortura de ver las tediosas camisetas de "¡Yo Soy Hongkonés, no chino!" en el metro, u oir la expresión "¡Vamos Hongkoneses!" anuncio cantado ad Nauseam toda las tardes durante las últimas marchas.

Debería interesar a los lectores extranjeros saber que la palabra “izquierda” en Hong Kong tiene dos connotaciones. Obviamente, para la generación de nuestros padres y sus padres antes que ellos, "Izquierda" significa comunista. Es por eso que "Izquierda" puede referirse a un hombre de negocios que sea miembro del Partido, o un político pro-establishment que sea notoriamente pro-Chino. Para las personas más jóvenes, la palabra "izquierda" es un estigma (a menudo conjugado con "plástico", una palabra en cantonés que suena como "imbécil") asociada a una generación anterior de activistas que participaron en un periodo previo de lucha social, incluyendo luchas para evitar la demolición del muelle de Ferrys de Queen's en Central, contra la construcción del Ferrocarril de alta velocidad que atraviesa el noreste de Hong Kong hacia China y contra la destrucción de vastas extensiones de tierras de cultivo en los territorios del noreste, todo lo cual terminó en desmoralizadoras derrotas. Estos movimientos a menudo fueron liderados por portavoces-marionetas, artistas o representantes de ONGs que forjaron alianzas tácticas con progresistas en tal pan-democrático movimiento. La derrota de estos movimientos, atribuida a sus reticencias a las practicas de acción directa y sus peticiones de paciencia y negociación con la autoridad, ahora se atribuye a esa generación de activistas. Toda la rabia y la frustración de los jóvenes que llegaron a la mayoría de edad en ese período, prestando atención a la dirección de estas figuras que les ordenaron dispersarse cuando presenciaban otra derrota, otra exhibición de pasividad orquestada, ha dado un giro progresivo hacia la derecha. Incluso los cuerpos de estudiantes de secundaria y universitarios que tradicionalmente han sido de centro izquierda y los progresistas se han vuelto explícitamente nacionalistas.

Un principio crucial de esta generación, que surge de una serie de desilusiones y fracasos, es el enfoque en la Acción Directa y el consiguiente rechazo a las "discusiones en petit commite", "consenso", y similares. Este tema que apareció por primera vez en el Movimiento de los Paraguas, principalmente en el campamento de Mong Kok, donde las posibilidades eran más ricas, pero donde, por desgracia, la derecha también era capaz de establecer un punto de apoyo más firme. 

La desconfianza en la generación anterior sigue prevaleciendo. Por ejemplo, en la tarde del 12 de junio, en medio de luchas callejeras entre la policía y los manifestantes, varios miembros de un veterano partido socialdemócrata se encargaron de transmitir información a través de un micrófono a los que estaban en el frente diciéndoles dónde retirarse si necesitaban escapar, qué agujeros en los frentes debían ser recompuestos e información similar. Debido a esta desconfianza en los partidos, los políticos, los activistas profesionales y sus agendas, muchos ignoraron estas instrucciones y en su lugar confiaron en la información de boca en boca o en la información que circula en los grupos de mensajería online [1].

No es exagerado decir que el mito fundador de esta ciudad es que los refugiados y disidentes huyeron de la persecución comunista para construir un oasis de riqueza y libertad, una fortaleza de libertades civiles salvaguardada por el imperio de la ley. En vista de eso, a nivel mundano, se podría decir que muchos en Hong Kong ya se consideran a sí mismos rebeldes, en la forma en que viven y disfrutan de las libertades, y que consideran como identidad, por muy vacía y tenue que sea, una propiedad que debe ser defendida a toda costa. No debería ser necesario decir mucho aquí sobre el hecho de que gran parte de la “riqueza” ecológica real que constituye esta ciudad, sus barrios más interesantes (y, a menudo, los más pobres), una gran cantidad de clubes informales, estudios y viviendas situadas en edificios industriales, han sido saqueadas por los promotores estatales y privados, y destruidas pieza por pieza las tierras de cultivo en los territorios del noreste, las aldeas históricas amuralladas y los distritos rurales; ante la indiferencia rotunda de estos indignados ciudadanos.

En cualquier caso, si los liberales son capaces de desplegar su lenguaje de la Guerra Fría sobre la necesidad de defender las libertades civiles y los derechos humanos de la marea roja que nos invade, y los llamamientos populistas de la derecha llaman a defender la integridad de nuestra identidad, ganan terreno, es por estas razones históricas profundamente arraigadas y bastante banales. 

Considerando el momento de esta lucha, cómo explotó cuando las imágenes de la policía que maltrataban y arrestaban a jóvenes estudiantes se volvieron virales, vemos la perfecta repetición del preludio al movimiento de los paraguas. Esto ocurrió una semana después de la vigilia anual que conmemora a los muertos en la Masacre de Tiananmen del 4 de junio de 1989, una fecha recordada en Hong Kong como el día en que los tanques fueron llamados a aplastar a los estudiantes que se reunían pacíficamente en reivindicación de libertades civiles. Es imposible exagerar la profundidad de esta herida, este trauma, en la formación de la psique popular; llegó a los hogares cuando miles de madres se reunían en público, en un reflejo casi perfecto de las madres de Tiananmen, para quejarse públicamente por el futuro de sus hijos desaparecidos, hecho ahora eclipsado por la sombra del comunimo monolitico. Sorprende a la mente pensar que la policía, no una vez, sino dos veces, violó el mayor de todos los tabúes: abrir fuego contra los jóvenes.

A la luz de esto, sería naive sugerir que haya ocurrido algo significativo hasta el momento como para sugerir que hacer para escapar del "estrangulamiento" de los que tu describes como "eruditos" liberales y a los "ciudadano" de derechas que se mantienen aquí en la narrativa. Ambas facciones son simplemente síntomas de una condición subyacente, aspectos de una ideología que deben ser atacados y desarmados en la práctica

Tal vez deberíamos abordar lo que está sucediendo ahora mismo como una especie de psicoanálisis público, con la psicopatología de nuestra ciudad expuesta a la vista, y contemplar las acciones en las que participamos colectivamente como una oportunidad de trabajar juntos en traumas, manías y complejos obsesivos. Si bien es indudable que el impulso y la moral de esta lucha se sostienen en todo el espectro social mediante la invocación constante al "pueblo de Hong Kong", a quien se incita a proteger su hogar a toda costa, y mientas esta preocupacion unánime cubre muchos problemas [2], aceptamos la agitación y la calamidad de nuestro tiempo, la necesidad de intervenir en circunstancias que no son nunca de nuestra elección. Sin embargo, pueden aparecer cosas sombrías, esta lucha ofrece una oportunidad de nuevos encuentros, para la elaboración de nuevas gramáticas.

>>Crimethinc- ¿Qué ha sucedido con el discurso de la civilidad en el interludio entre el movimiento de los paraguas y el de ahora? ¿Se contrajo, expandió, decayó, transformó?

>>Respuesta- Esa es una pregunta interesante para hacer. Quizás lo más importante que podemos informar sobre la secuencia actual es que, sorprendentemente, cuando una pequeña fracción de manifestantes intentó acceder al Consejo Legislativo el 9 de junio después de una marcha de un día, no fue criticada universalmente como acto de locura, o peor, el trabajo de China o la policía como provocadores. Tenga en cuenta que entre el 9 y 12 de junio, en los dos intentos de ingresar al edificio del consejo legislativo hasta ahora, la asamblea legislativa no estaba en sesión; la gente estaba efectivamente tratando de entrar en un edificio vacío.

Ahora, por mucho que tengamos nuestras reservas sobre la eficacia de hacer tal  o cual cosa en primer lugar [3],  esto es extraordinario, considerando el hecho de que el último intento de hacerlo, que ocurrió en una protesta contra el desarrollo en los territorios del noreste poco antes del movimiento de los paraguas, tuvo lugar mientras las deliberaciones estaban en trámite y fueron ampliamente condenadas o ignoradas. [4] Algunos podrían sugerir que el legado del movimiento de los Girasoles en Taiwan sigue siendo una gran inspiración para muchos aquí; otros podrían decir que la amenaza inminente de la anexión china está impulsando al público a respaldar las medidas desesperadas que de otra manera castigarían.

En la tarde del 12 de junio, cuando decenas de miles de personas se vieron repentinamente asaltadas por los antidisturbios, luchando por escapar de las balas de goma y gas lacrimógeno, nadie condenó a los escuadrones de enmascarados del frente que luchaban contra las líneas de avance de la policía y apagaban los botes de gas lacrimógeno cuando aterrizaron. Siempre ha existido un abismo dese hace mucho, aparentemente insuperable, entre los manifestantes "pacíficos" (de forma peyorativa llamados los "imbéciles racionales no-violentos pacifistas" por la mayoría de nosotros en el otro lado) y los manifestantes "belicosos" que creen en la acción directa. Cada lado tiende a ver al otro con desprecio.

El foro online LIHGK ha funcionado como eje central para la organización de los jóvenes, intercambio de comentarios políticos y para que muevan información relacionada con esta lucha. Por primera vez, una gran cantidad de hilos de este sitio se dedican a cerrar esta brecha o, al menos, a cultivar el respeto hacia aquellos que no hacen nada más que presentarse en las marchas todos los domingos; aunque solo sea porque las marchas mueven a millones de participantes, toman partido y son bastante importantes, por muy aburridas que sean en realidad. 

La última vez que las marchas estuvieron cerca de alcanzar esta magnitud, un Director Ejecutivo [título del Alcalde de Hong Kong] tuvo que renunciar y la enmienda a una ley relativa a la libertad de expresión se trasladó a un segundo plano. Todo tipo de grupos tratan de inventarse una manera de contribuir a la lucha, la más notable de las cuales es la congregación de cristianos que se han reunido frente a las líneas policiales ante el consejo legislativo cantando el mismo himno sin descanso durante una semana y media. Ese himno se ha convertido en un estribillo que probablemente resonará a través de luchas en el futuro, para bien o para mal.

>>Crimethinc- ¿Existen claras aperturas o líneas de fuga en este movimiento que permitirían intervenciones que socaven el poder de la policía, de la ley, de la mercancía, sin producir un sujeto militante que pueda identificarse y eliminarse?

>>Respuesta- Es difícil responder a esta pregunta. A pesar del hecho de que los proletarios componen la gran mayoría de las personas que libran esta lucha, los proletarios cuyas vidas les son robadas por empleos sin alma, que se ven obligados a gastar cada vez más parte de sus salarios al pago de rentas que continúan disparándose debido a los amplios proyectos de gentrificación emprendidos por funcionarios del estado y promotores privados que a menudo son lo mismo. Debemos recordar que muchos consideran que el "capitalismo de libre mercado" es un rasgo definitorio de la identidad cultural de Hong Kong, que lo distingue del "capitalismo rojo manipulado por el partido comunista". Lo que actualmente existe en Hong Kong, para algunas personas, está lejos de ser ideal; cuando se dice "los ricos", se evocan imágenes de los monopolios de los magnates, cárteles y funcionarios comunistas que han formado un pacto oscuro con el Partido para alimentarse de la sangre de los pobres.

Entonces, al igual que las personas son ardientes por un gobierno e instituciones a las que podemos llamar adecuadamente "nuestras", sí, incluida la policía, desean un capitalismo que finalmente podamos llamar "nuestro", un capitalismo libre de corrupción, política política. , y similares. Es fácil reírse de esto, pero como cualquier comunidad reunida alrededor de un mito fundador de pioneros que huyen de la persecución y construyen una tierra de libertad y mucho de sacrificio y trabajo duro ... es fácil entender por qué esta fijación ejerce un control tan poderoso sobre la imaginación.

Esta es una ciudad que defiende ferozmente la iniciativa del empresario, de la empresa privada, y entiende cada trapicheo como una forma de ganarse la vida, una táctica en la lucha por sobrevivir. Este sentido sombrío de la vida como supervivencia es omnipresente en nuestro discurso; cuando hablamos de "trabajar", usamos el término "搵食", que literalmente significa "buscar la próxima comida". Eso explica por qué los manifestantes tradicionalmente han sido muy cuidadosos al evitar oponerse a las masas trabajadoras mediante acciones como el bloqueo de las carreteras que utilizan los autobuses que transportan a los trabajo de regreso a casa.

Si bien entendemos que gran parte de nuestras vidas están ocupadas y consumidas por el trabajo, nadie se atreve a proponer el rechazo al trabajo, a oponerse a la indignidad de ser tratados como productores-consumidores bajo el dominio del producto. Los policías son increpados por ser los "perros guardianes" de un malvado imperio totalitario, en lugar de ser lo que realmente son: los soldados de infantería del régimen de propiedad.

Lo que es novedoso de la situación actual es que muchas personas ahora aceptan que los actos de solidaridad con la lucha, por muy pequeños que sean [5], puede llevar a un arresto, y están dispuestos a atravesar esta línea cambiante entre la legalidad y la ilegalidad. No es exagerado decir que estamos presenciando la aparición de una generación que está preparada para el encarcelamiento, algo que anteriormente estaba restringido a los "activistas profesionales" de la vanguardia de los movimientos sociales. Al mismo tiempo, no existe una discusión sobre qué es la fuerza de la ley, cómo funciona o la legitimidad de la policía y las prisiones como instituciones. La gente simplemente siente que necesita emplear medidas que transgreden la ley para preservar la santidad de la ley, que ha sido violada y deshonrada por los cowboys de la corrupción comunista.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que esta es la primera vez que se presentan propuestas de huelgas en diversos sectores y huelgas generales con respecto a un tema que, en la superficie, no tiene relación con el trabajo.

>>Crimethinc- ¿Cómo se reproducen en el contexto de Hong Kong barricadas y ocupaciones como la de hace unos días?

>>Respuesta- Las barricadas son ahora habituales. Cuando la gente se reúnen en masa y tienen la intención de ocupar un determinado territorio para establecer un frente, las barricadas se construyen de manera rápida y efectiva. Ahora hay una sensación creciente de que las ocupaciones se están volviendo rutinarias e inútiles, físicamente exigentes y, en última instancia, ineficientes. Lo que es interesante en esta lucha es que las personas realmente pasan mucho tiempo pensando en lo que “funciona”, lo que requiere el menor esfuerzo y logra el máximo efecto en paralizar partes de la ciudad o interrumpir la circulación, en lugar de lo que es más moralmente atractivo para un "público" imaginario que observe todo desde la seguridad de la sala de estar; o incluso, a la inversa, lo que "siente" como más militante.

Ha habido muchas propuestas populares para acciones cotidianas "no-cooperativas", como atascar todo un metro mediante la coordinación de grupos de amigos "empaquetando" vagones con personas y equipaje dentro durante toda una tarde, o cancelando cuentas bancarias y retirando ahorros de cuentas con el fin de crear inflación. Algunos han difundido sugerencias sobre cómo esquivar el pago de impuestos por el resto de la vida. Esto puede parecer poco, pero lo interesante es la implacable circulación de propuestas de todo tipo, de personas con diferentes tipos de experiencia, y sobre cómo las personas pueden actuar por iniciativa propia donde viven o trabajan y en su vida cotidiana, en lugar de imaginar "la lucha" como algo que se libra exclusivamente en las calles por enmascarados y capaces jóvenes.

Cualquier críticismo que alguien pudiera tener sobre lo que ha sucedido hasta ahora, este formidable ejercicio de inteligencia colectiva es realmente impresionante: se puede proponer una acción en un grupo de mensajería o en un hilo de mensajes anónimo, algunas personas se organizan para realizarla, y se ejecuta sin ningún problema o fanfarria. Los formularios circulan y se multiplican a medida que los diferentes grupos los prueban y los modifican.

>>Crimethinc- En Occidente, los leninistas y los maoístas han estado pregonando sobre "Psyops de la CIA " o "Revolución de color promovidas por Occidente". ¿Han invocado las fuerzas hegemónicas de Hong Kong el tema del "agitador externo" a nivel argumental?

>>Respuesta- De hecho, esa es la línea oficial del Director Ejecutivo, quien ha dicho repetidamente que considera los eventos de la semana pasada como un comportamiento desenfrenado incitado por intereses extranjeros interesados ​​en llevar a cabo una "revolución de color" en la ciudad. No estoy seguro de si repetiría esa frase ahora que se ha disculpado públicamente por "crear contradicciones" y discordar con sus decisiones, pero de todos modos, es muy gracioso que los tankies [comunistas acérrimos partidarios de sacar los tanques] compartan exactamente la misma opinión que nuestro Jefe de Estado.

Es un secreto a voces que varias ONG, partidos y grupos de expertos pro-democracia reciben fondos estadounidenses. No es algún tipo de teoría de la conspiración oculta que solo los tankies conozcan. Pero estos tankies están sugiriendo que la plataforma que coordina las marchas, una amplia alianza de partidos políticos, ONGs y similares, también es la punta de lanza ideológica y el arquitecto del "movimiento", que es simplemente un malentendido colosal. Esa plataforma ha sido ampliamente denunciada, desacreditada y ridiculizada por las tendencias partidarias de la "acción directa" que se están formando a nuestro alrededor, y es solo recientemente, como dijimos anteriormente, que hay retorcidos hilos en Internet que los elogian indirectamente por ser capaces de coordinar las marchas que realmente logran algo. Ojalá los tankies dejaran de tratar a todo el mundo como dementes ovejas neocoloniales actuando a las crípticas instancias de la inteligencia imperialista occidental.

Dicho esto, sería deshonesto si no mencionáramos que, junto con los hilos de mensajes que analizan las sutilezas de las tácticas de la Acción Directa en el extranjero, también hay hilos que alertan a todos sobre el hecho de que las voces de la Casa Blanca han expresado su desaprobación por la ley [de extradición]. Algunos incluso han celebrado este [enfado]. Además, hay una petición realmente extravagante que circula en Facebook para que las personas hagan un llamado a la Casa Blanca para una intervención extranjera. Estoy seguro de que una vería este tipo de cosas en cualquier lucha de esta escala en cualquier ciudad no occidental. No son 'pistoleros' que confirmen la teoría de la manipulación imperialista; son fenómenos marginales que no son la fuerza impulsora detrás de los eventos.

>>Crimethinc- ¿Ha surgido algún eslogan, neologismo, nueva jerga, temas de conversación populares o frases divertidas que sean exclusivas de la situación?

>>Respeusta- Sí, muchos, aunque no estamos seguros de cómo nos lo haríamos para traducirlos. Pero la fuerza que generan estos memes, que inspiran a todas estas pegatinas y frases de Whatsapp y Telegram, es en realidad la fuerza policial.

Entre dispararles a la gente a los ojos con balas de goma, soltar las porras y disparar indiscriminadamente botes de gas lacrimógeno a la cabeza y la ingle de la gente, también encontraron el momento de lanzar algunas perlas verdaderamente clásicas que se abrieron camino hacia las camisetas. 

Uno de estos motivos es el desafortunado y políticamente incorrecto "coño liberal". En medio de una escaramuza entre la policía y los manifestantes, un policía llamó a alguien en la línea del frente por ese epíteto. Desafortunadamente, todos nuestros tacos en cantonés giran en torno a los genitales masculinos y femeninos; tenemos unas cuantas palabras para las partes privadas. En cantonés, esta formulación no suena tan fuerte como en inglés. Dichas juntas en cantonés, "liberal" y "coño" suenan positivamente divertidas.

>>Crimethinc- ¿Esta agitación tiene algo que ver con los disturbios de Fishball o por la autonomía de Hong Kong de hace unos años?

>>Respuesta- Los "disturbios de fishball" fueron una lección de muchas maneras, especialmente para personas como nosotros, que se encontraban a cierta distancia de las personas involucradas. Fue una explosión de furia paroxística contra la policía, una réplica completamente inesperada del colapso del movimiento de los paraguas. Toda un partido, los anteriormente queridos de las juventudes de derechas, los "Hong Kong Indigenous", deben toda su carrera a este motín. Se aseguraron de que todos supieran que iban a asistir, se presentaron uniformados y agitaron sus banderas azules en el escenario. Fueron llevados a comisaría, descalificados y encarcelados: uno de los miembros más importante está ahora buscando asilo en Alemania. Sus puntos de vista sobre la independencia de Hong Kong aparentemente se han suavizado considerablemente en el curso de la relación con los verdes alemanes. Eso está aún fresco en la memoria de la gente que saben que la invisibilidad es ahora de la mayor importancia.

>>Crimethinc- ¿Qué efecto ha tenido la liberación de Joshua Wong?

>>Respuesta- No estamos seguros de cuán sorprendidos estarán los lectores extranjeros al descubrir, después de ver ese horrible documental sobre Joshua Wong en Netflix, que su liberación no ha inspirado mucha alegría. Demosisto es ahora efectivamente la "Izquierda de pega" entre un nuevo grupo de estudiantes de secundaria.

>>Crimethinc- ¿Las facciones populistas están funcionando como una verdadera fuerza de restauración?

>>Respuesta- Todo lo que hemos descrito anteriormente ilustra que, mientras que la lucha está actualmente fuera del alcance de cada grupo, partido u organización establecida, su contenido es populista por defecto. La lucha ha alcanzado una escala creciente y ha atraído a una amplia gama de actores; en este momento, se expande por minutos. Pero se piensa poco en el hecho de que muchos de los que están más obviamente e inmediatamente afectados por la ley serán personas cuyo trabajo se lleva a cabo en la frontera; trabajando y brindando ayuda a los trabajadores de Shenzhen, por ejemplo.

Nadie está completamente seguro de cuáles son las implicaciones reales de la ley. Incluso las perspectivas descritas por abogados profesionales varían mucho, y esto les permite a las corporaciones mediáticas permiso para autocalificarse como la "voz de la gente" [6], un amplio espacio para enmarcar todo el asunto como simplemente una cuestión de peligro para la Autonomía Constitucional de Hong Kong, con una ciudad entera en revuelta contra la imposición de un estado de vigilancia que lo abarca todo.

Al leer las mensajerías y hablar con la gente del entorno del complejo gubernamental, se podría pensar que la introducción de esta ley significa que las expresiones de disidencia online o mensajes inconvenientes a amigos en el continente podrían llevar a la extradición. Esto está lejos de ser el caso, en lo que se refiere a la letra de la ley. Pero los eventos de los últimos años, durante los cuales las librerías de Hong Kong han desaparecido por vender publicaciones prohibidas en la China continental, y en que activistas han sido detenidos en Hong Kong y privados de toda comunicación al cruzar la frontera, ofrecen pocas razones para confiar en un partido [ver Carrie Lam]que ya es notorio por imputar cargos inventados y contravenir la letra de la ley cuando le es conveniente. Quién sabe lo que harán una vez se haya concedido la autorización oficial.

La paranoia se establece invariablemente cada vez que surge el problema de China. En la tarde del 12 de junio, cuando las nubes de gas lacrimógeno comenzaron a aclararse, el fundador de un grupo de Telegram con 10.000+ miembros activos fue arrestado por la policía, quien le ordenó desbloquear su teléfono. Su testimonio reveló que le dijeron que incluso si se negaba, de todos modos hackearían su teléfono. Más tarde, los noticiarios informaron que estaba usando un teléfono Xiaomi en ese momento. Esta noticia se volvió viral, y muchos comentaron que su elección de teléfono fue audaz e idiota, ya que la leyenda urbana dice que los teléfonos Xiaomi no solo tienen una "puerta trasera" que le permite a Xiaomi acceder a la información de cada uno de ellos. Sus teléfonos y se hacen cargo. de la información que contiene, sino que Xiaomi, en virtud de tener sus servidores en China, descarga toda la información almacenada en su nube a la base de datos de los Amos del Partido. Es inútil tratar de sugerir que los usuarios que se sienten ansiosos por tales cosas pueden tomar medidas para bloquear las puertas traseras, o que la eliminación de la información de fondo se puede detectar simplemente verificando el uso de los datos en su teléfono. Xiaomi se considera efectivamente un dispositivo de rastreo comunista diseñado por expertos, y los argumentos ya no son técnicos, sino ideológicos hasta el punto de la superstición.

Esta dimensión "post-verdad" de esta lucha, combinada con todos los factores psicopatológicos que enumeramos anteriormente, hacen que todo lo que está sucediendo sea mucho más desconcertante, mucho más abrumador. Por mucho tiempo la fantasía fue el ímpetu para la lucha social en esta ciudad: la fantasía de una comunidad nacional, urbana, de pensamiento libre, civilizada y compartiendo cada una de las libertades negativas que proporciona la ley, la fantasía de la democracia electoral ... Donde quiera que las fantasías afirmativas se ponen en riesgo, se defienden y se proclaman en público, en masa, y en las ventas de "Soy Honkonés" [sic] se ensalzan hasta la exageración.

Esto es lo que da a los procesos un sabor distintivamente conservador y reaccionario, a pesar de lo radicales y descentralizadas que son las nuevas formas de acción. Todo lo que podemos hacer como colectivo es buscar formas de subvertir esta fantasía, exponer y demostrar su vacuidad de forma y contenido.

En este momento, parece irreal que todos los que nos rodean estén tan seguros, tengan las cosas tan claras acerca de lo que deben hacer (oponerse a esta ley con todos los medios que tienen a su disposición), mientras que las razones para hacerlo permanecen irremediablemente en la oscuridad. Bien podría ser el caso de que esta sofocante opacidad sea nuestra suerte por el momento, en esta fase basada en más acción, menos charla, más en la implacable necesidad de estar al tanto y actuar sobre el flujo de información que se está acelerando constantemente a nuestro alrededor.

De muchas formas, lo que vemos que sucede a nuestro alrededor es el cumplimiento de lo que hemos soñado durante años. Muchos lamentan la "falta de liderazgo político", que ven como un hábito nocivo desarrollado a lo largo de años de movimientos sociales fallidos, pero la verdad es que aquellos que están acostumbrados a ser protagonistas de luchas, incluyéndonos a nosotros mismos como un colectivo, hemos sido superados por los eventos. Ya no se trata de una pequeña escena de activistas que inventan un conjunto de tácticas y programas e intentan venderselos al público. "El público" está tomando la acción a nuestro alrededor, intercambiando técnicas en los foros, ideando formas de sortear la vigilancia, para evitar ser arrestados sobre todo. Ahora es posible aprender más sobre la lucha contra la policía en una tarde que antes en años.

En medio de esta aceleración extenuante, ¿es posible introducir otro ritmo, en el que podamos involucrarnos en una contemplación colectiva de lo que nos hemos convertido, y en lo que nos estamos convirtiendo a medida que nos precipitamos en el tumulto?

Como siempre, aquí estamos, luchando junto a nuestros vecinos, buscando ardientemente a nuestros amigos.
____________________
[1] Después de discutir el borrador preliminar de este artículo, uno de nosotros formuló reservas sobre esta declaración, afirmando que no era una representación totalmente precisa de los eventos. Mientras que unas cuantas personas ignoraron las instrucciones de quienes tenían los micrófonos, otros se mostraron receptivos a ellos, tomándolos en cuenta al mismo tiempo que recibían informaciones de varias apps de mensajería.

Debemos recordar que una proporción significativa de personas que han salido a las calles están ahí afuera por primera vez, y muy a menudo pueden sentirse abrumadas por el pánico. Hubo escenas, por ejemplo, de jóvenes que sufrieron ataques de ansiedad frente a las líneas policiales, y otros tuvieron que ser sacados de la línea de fuego. También vale la pena describir nuestras propias experiencias el 21 de junio, cuando los manifestantes organizaron varios bloqueos a edificios gubernamentales después de que el Jefe Ejecutivo no respondiera a un ultimátum popular. Esa tarde involucró a cientos de manifestantes que se apresuraron a proponer, discutir, evaluar y tomar decisiones de manera espontánea, y mintieron sobre las sugerencias de que esta nueva generación simplemente rechaza la discusión por temor a la cooptación.

Por supuesto, hay fenómenos dudosos en este esfuerzo de crear formas de toma de decisiones en una lucha popular: la ocupación de la entrada de la sede de la policía de Hong Kong, que se extendió hasta la noche, se convirtió en una debacle cuando el debate sobre si la ocupación debía continuar se sometió a una votación impugnada.

Además, cabe preguntarse si la naturaleza acéfala y amorfa del movimiento, compuesta por novatos que están inventando las cosas a medida que avanzan, lo hace vulnerable a la captura: en la tarde del 21, fue Joshua Wong quien reunió a dispersas unidades de manifestantes para reunirse frente a la jefatura de policía. Sospechamos que esto tuvo más que ver con el hecho de que todos se habían presentado al área sin tener una idea clara de lo que podían hacer, en lugar de la persona de Joshua Wong, pero uno todavía se pregunta. ↩

[2] Al reflexionar sobre los problemas ocultos por la aparente unanimidad de la "gente de Hong Kong", podríamos comenzar preguntandonos para quién sugiere ese marco que es esta ciudad, quien compone este sujeto imaginario. Hemos visto a hermanos y hermanas nepalíes y pakistaníes en las calles, pero dudan en hacer su presencia conocida por temor a ser acusados ​​de ser matones empleados por la policía. ↩

[3] “Los lugares de poder institucional ejercen una atracción magnética sobre los revolucionarios. Pero cuando los insurgentes logran penetrar en los parlamentos, los palacios presidenciales y otras sedes de instituciones, como en Ucrania, en Libia o en Wisconsin, es solo para descubrir lugares vacíos, es decir, sin poder, y amueblados sin ningún gusto. No se trata de evitar que las "personas" "tomen el poder" porque se les impide tan ferozmente invadir esos lugares, sino de evitar que se den cuenta de que el poder ya no reside en las instituciones. Allí solo hay templos desiertos, fortalezas fuera de servicio, nada más que escenografías, verdaderas trampas para los revolucionarios. "–El Comité invisible, "Para nuestros amigos"

[4] Accidentalmente, ese intento fue mucho más espontáneo y exitoso. La policía no había supuesto que multitudes de personas que se habían sentado pacíficamente con sus cabezas entre las manos sintiéndose impotentes mientras se autorizaban los desarrollos, repentinamente intentarían correr hacia las puertas del consejo por la fuerza, rompiendo algunas de las ventanas. ↩

[5] En la noche del 11 de junio, todos los clientes jóvenes de un McDonald's de 'Admiralty' fueron retenidos y se registraron sus identidades. El 12 de junio, un vídeo que se volvió viral mostró a un joven que transportaba una caja de agua embotellada a los manifestantes siendo atacados por un escuadrón de policías con porras. ↩

[6] Para dar dos ejemplos bastante diferentes, esto incluye al populista Apple Daily , xenófobo y vehementemente anticomunista, y al "Hong Kong Free Press", un medio independiente online en inglés de la banda "indignados liberal" dirigido por expatriados que tiene una afinidad por jóvenes líderes localistas / nativistas. ↩