La tarcoteca

La IDEA: Organizarse sin jefes; Anarquía!
By Pablo Heraklio & cols. Tarcoteca @ riseup.net

viernes, 28 de marzo de 2014

Te quieren muerto, madero!

Es lo primero que has de saber... esos que te mandan, esos que ya ni siquiera son policías, esos que llegan desde los cuartos oscuros del gobierno... esos te necesitan muerto. Quieren tus honras fúnebres, sueñan con medallas a título póstumo, ansían las fotos de tus familiares arrodillados frente a tu tumba, el compungido discurso ante las cámaras... el baldón con que encalar sus dislates, con que tapar sus escándalos, con que ganar las próximas elecciones, con que apuntalar definitivamente esa anhelada ley de seguridad ciudadana y cerrar ya de una vez por todas esta incipiente dictadura.

Para ti son estas líneas, madero.
Por desgracia a este lo patearon en México, y no aquí
Óle por los compañeros!

Para ti que por algún incomprensible motivo, creíste que un uniforme te iba a salvar de lo que a todos nos está matando... para ti que aún ignoras a qué mundo perteneces... para ti que terminarás pagando de tu bolsillo hasta la gasolina del furgón (si no la pagas ya)... para ti que con apenas una orden, no dudas en cargar, apalear, humillar y aterrorizar a quien bien pudiera ser tu vecino, tu hijo, o tu hermano... para ti que callas ante las canalladas de tus compañeros sin darte cuenta de que eso te convierte en canalla.

Abre los ojos, madero.

Ábrelos y verás que te venden cada día, que vales para tus amos lo que vale la carne de cañón... que su benevolencia ante tus excesos no es sino para vestirte de monstruo y hacerte objeto del desprecio social.

Mira hacia adelante, madero.

Mira y descubre que tu futuro no pinta bien... que poco a poco tu vida tiene aspecto de casa cuartel... que a pesar de las apariencias, el eslabón más débil de la cadena eres tú... que será sobre ti sobre quien caerá la violencia inevitable de los seis millones de parados, de los cientos de miles de dependientes que han sido abandonados a su suerte, de la legión de jóvenes sin trabajo ni esperanza... ¿qué otra cosa esperabas, madero? ¿esperabas acaso que tu uniforme y tu miserable sueldo te situara por encima del lodazal? ¿esperabas que podrías mantener alejado el infierno a base de golpes de porra? No, madero... las cosas no son como te dijeron... las cosas son bien distintas... y lo vas a descubrir a fuerza de golpes... a fuerza de desprecio... a fuerza de miedo.

Verás, madero... quiero explicarme... alguien está amontonando la basura en el patio trasero, cuando esa basura se acumule lo suficiente y su hedor lo llene todo, surgirán las ratas... en principio no se dejarán ver, si acaso alguna despistada (aunque dicen que si ves una es que en realidad hay cientos). Hay muchas clases de ratas... las hay gordas, viejas, lustrosas, las hay que como yo se limitan a infectarlo todo, a mordisquear las puertas, a defecar en la comida, a lamerse las patas tras los tabiques... pero también las hay famélicas y rabiosas, de las que a la menor ocasión se te lanzan a la cara, ratas sin nada que perder y que puestas a morir de hambre prefieren morir mordiendo. Con esas ratas no se pacta, madero... no se las reúne en asamblea, no se las habla de convivencia y civismo... a esas ratas no se las piden cuentas, a esas no se las asusta con multas o detenciones... porque bastante tienen con ser ratas... con vivir entre la basura y con comer mierda.


Los que no dejan de tirar basura en el patio trasero te ordenaron el pasado sábado que hicieras tu trabajo, ese extraño trabajo que básicamente consiste en hacer lo que se te manda sin poner objeciones... y en ello te empleaste con toda dedicación... eso sí, madero... sin pensar que mientras corrías tras las ratas... alguien echaba otra bolsa de basura por la ventana del patio trasero, y otra más, y muchas más... y todo con tal de que llegara al fin ese primer cadáver.

Cientos de miles de manifestantes en la Plaza de Colón... mil setecientos policías desplegados por los alrededores de la calle Génova... mil setecientos protegiendo a los señores de la basura y a menos de quinientos metros, cuarenta de los tuyos rodeados por miles de ratas furiosas... hambrientas... deseosas de hacer pagar a alguien por su ruina, por la de sus hermanos, la de sus padres, y probablemente la de sus hijos.

Y tú ahí en medio madero... dispuesto a darlo todo por tus amos... recibiendo órdenes de permanecer en medio de un infierno... dispuesto a aceptarlo todo por un sueldo que muy pronto te quemará en las manos... cuando caigas en la cuenta de que proviene de quienes recortan la sanidad de tu hijo, la educación de tu hija, la pensión de tu madre.

Pronto, más que pronto, habrás de decidirte madero... como todos, tú también habrás de elegir, elegir entre seguir siendo madero o ser policía, elegir (mientras estés a tiempo) entre víctimas y victimarios... tendrás que tomar partido y arriesgarte a desobedecer, arriesgar como arriesga una rata... escoger entre los que tiran la basura y los que la comemos... justo antes de convertirte en asesino... o justo antes de ser devorado.

Te quieren muerto, madero... te quieren santo, muerto, y mártir... los amos sabrán cómo hacerlo... porque lo importante no eres tú, ni las ratas... lo importante es cubrirlo todo de basura.





Fuente: La idea: PARA TI, MADERO por Pelayo Martín
Extraído de: a r r e z a f e: LA BASURA, LAS RATAS, Y EL MADERO.

"Los jóvenes que queman contenedores no son vándalos ni terroristas. Sólo expresan la rabia de una sociedad pisoteada, humillada y oprimida. Para muchos, encarnan el último vestigio de esperanza y la dignidad, y quizás la primera línea de un necesario cambio social, donde la solidaridad y la libertad reemplacen a la represión y la desigualdad. La Comuna de París puede renacer en el lugar más imprevisible y esta vez no debería olvidar que las revoluciones no se pueden hacer a medias, sin cavar su propia tumba." Rafael Narbona.

8 comentarios:

  1. Estamos en guerra y el miedo comienza a cambiar de bando, lo prueba la infame declaración del infame inspector Casqueiro.

    Salud!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Cuántos inspectores Casqueiro estarán limpiando el arma, contando las balas, esperando la orden? El día que esto pase las dos españas estallarán dejando la revuelta fascista de Maidan como una chiquillada.
      Querrán hacer limpia, pero las ratas les esperaremos no con armas, sino con tenedores y cuchillos listos para saborear su fétida carne.
      Salud!

      Eliminar
  2. Para quien no lo tenga claro:
    http://www.elmundo.es/elmundo/2012/10/30/economia/1351613307.html

    Esto solo era la escusa para lo que nos tienen preparado y para justificarse ante ellos mismos.

    Salud Y organización!

    ResponderEliminar
  3. Mira, personalmente puedo estar en desacuerdo con el sistema actual, básicamente, porque vivimos en un mundo falto de humanidad. Pero, primero, decirte, que yo no soy una rata, a pesar de llevar un tiempo parado. Soy un ser humano, por mucho que sufra o me hagan sufrir, o vea sufrimiento a mi alrededor, no considero a esas personas que sufren como ratas, más bien todo lo contrario. En segundo lugar, decirte que yo no voy a convertirme en un criminal, ni en un asesino, ni en un violento, NO VOY A DARLES EL GUSTO, no voy a golpear a quien recibe un sueldo por hacer de escudo, yo no quiero condenar mi alma o la libertad de mi conciencia mediante el uso de la violencia. Yo no le hago el juego a los violentos. Yo no me como la basura de ningún patio, porque no quiero sentirme basura, ni rata. Cada uno según su conciencia, y si reprocho, lo hago contra quien la tira, y no contra el barrendero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fran
      Rata es como nos llaman ellos. A ti y a mi, a Piedra y a Loam. Eso es lo que somos para los que llevan la porra y los que les ordenan usarla, el texto es irónico.
      Para mi eres la Persona más digna, pero para ellos eres menos que un cero a la izquierda, les sobras, no estás en sus esquemas. Para ellos tu lugar es en las alcantarillas o bajo el puente hacinado y temeroso esperando que caigan migajas que te permitan salir de ellas. Para ellos tú y yo somos peores que las ratas, porque somos conscientes.
      Eres sensible, lo veo, y te revelas ante la condición que te han impuesto. Eso es un gran paso que no muchos dan. Solo te falta organizarte y luchar.

      La Guerra es evidente cuando se rompe la Paz Social. Ya hay miles de muertos en España aunque tú no te quieras dar cuenta. Estamos en Guerra y la estamos perdiendo!

      Cuando los que están a tu alrededor están siendo agredidos, apaleados, masacrados, desahuciados y tu no haces nada por ayudarlos no eres digno, y el gusto que les produce contemplar tu inactividad es infinito. ERES OTRA RATA DÓCIL.

      ¿Cuándo decidiste dejar de defenderte y dejar de proteger a los tuyos, a tu familia, a tus amigos y a tus compañeros? En el colegio? Con los curas? En el trabajo? La tele?
      Despierta a la realidad, organizate y lucha o muere como esclavo!

      Salud

      Eliminar
  4. PD. Entiendo el malestar de los ciudadanos, pero no comparto que la violencia y la "lucha" entendida como la "guerra", sea la solución. Esa es la solución de los que tienen las armas bajo su poder. Esa es la solución para los que se irán a otros paises exiliados, y capearan "el temporal" en el momento oportuno para evitar riesgos. Son los mismos que después de malvender el país, y generar un conflicto interno, vivirán de sus cuentas en suiza y otros países. ¿Perder la dignidad, por qué? ¿Por determinar quien lleva la porra después de la guerra?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La GUERRA no es una solución, es una lacra, una escusa del poder para afiazarse aún más. Haciendo un resumen comenzó en el momento en que se rompió la PAZ social, aquella cortina de humo, allá por 2008 con la estafa de la crisis. En ella hay dos bandos, la Casta privilegiada contra la Masa que les sirvimos. Y precisamente no están usando tanques, sino pequeños golpes, constantes, diarios y pequeños pelotones de policía.

      La Guerra a cambiado de forma, pero el fin es el mismo.

      Hablas de la violencia, pero la de la tele y la rabia de las piedras. Te olvidas de que el ESTADO con sus métodos violentos y no violentos ESTÁ CAUSANDO MUERTOS! Estás mirando en la dirección equivocada, te han vuelto a despistar!

      No veo beneficio en la estrategia de la violencia, ciertamente, sino en la organización de estructuras y la lucha, que es económica, política y social. Pero tampoco veo beneficio en no defenderse. Como todo, no se puede ser categórico y tener clara la estrategia y cuáles son las lineas que se deben defender con los dientes si hace falta.

      Salud!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...