La tarcoteca

La IDEA: Organizarse sin jefes; Anarquía!
By Pablo Heraklio & cols. Tarcoteca @ riseup.net

martes, 17 de abril de 2012

Inicio del juicio a "La banda del puerto": ante la crisis droga gratis

Reproducción íntegra del artículo publicado en el País: "Se sienten por encima del bien y del mal", en relación con el inicio del proceso a los 23 detenidos de la "banda del puerto" por el robo de 400kg de cocaína entre los que se encuentran 10 guardias civiles, 2 ex-policías y el teniente de la guardia civil Alfonso López Rubio. http://www.europapress.es/sociedad/noticia-absueltos-guardias-civiles-robo-cocaina-puerto-barcelona-20120723142807.html
Alfonso López Rubio, profesión Sicario
   "Juan Pedro Lozano, un delincuente arrepentido, intercambia miradas desafiantes y llenas de contenido con Javier Segura, el que fuera su jefe en una banda dedicada a robar droga a narcotraficantes. "Se sienten por encima del bien y del mal", ha explicado este lunes Lozano en alusión a Segura, sus compañeros y los miembros de la Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía que, supuestamente, les prestaban apoyo. El testimonio de Lozano, que ha declarado como imputado por un delito de asociación ilícita, es una de las piezas clave del juicio que se sigue desde hoy en la Audiencia de Barcelona contra una coalición de delincuentes comunes y uniformados acusados de perpetrar el robo de 400 kilos de cocaína de un contenedor en el puerto de Barcelona.
   El delincuente arrepentido ha explicado con todo lujo de detalles los "palos" en los que, según su versión, participó bajo las órdenes de Segura, al que conocía por un negocio de compraventa de coches. En 1999, se dictó una orden de busca y captura contra Lozano por tráfico de drogas. Este pidió ayuda a su amigo, que le presentó a El Tete, apodo del guardia civil Antonio Sáenz. El Tete, ha explicado este lunes, que le facilitó documentación falsa para viajar a Marruecos. Lozano se incorporó en ese viaje a la banda, que pretendía traer "175 kilos de chocolate" del reino alauí.
   A preguntas del fiscal anticorrupción Fernando Bermejo, Lozano ha relatado cómo organizaban los asaltos a traficantes con la ayuda de funcionarios policiales. Así, en 2002, en Palau de Plegamans (Vallès Occidental), Segura le llamó para "un trabajo". La banda contactó con un traficante que les entregó una cantidad de droga. Pero antes de que este pudiese cobrar, la persona que transportaba la droga fue detenida, casualmente, por un coche patrulla de la Guardia Civil. "Le dijimos al traficante que teníamos un problema gordo y que de pagar, ni hablar. Pero todo era una estrategia", ha admitido Lozano, para el que solo se solicitan seis meses de cárcel porque los delitos han prescrito.
   Según Lozano, el último responsable de esa estrategia era El Tete, quien había montado un dispositivo con sus "soldados" -guardias civiles a su cargo- para conseguir la droga gratis. En otra ocasión, ha recordado, el grupo se hizo con gran cantidad de hachís gracias a la colaboración de otro de los agentes procesados, Roberto de Prádena, encargado de custodiar las sustancias estupefacientes en el cuartel de Mollet (Vallès Oriental). "Nos la dieron y, a cambio, les regalamos coches. Después pusimos azúcar y arroz en las bolsas. Nadie iba a comprobarlo, porque se iban a quemar", ha añadido Lozano en el juicio, fuertemente custodiado por la policía. Lozano también ha relatado que, aunque tenía un papel "secundario" en el grupo, sabía que también contaba con la colaboración de dos exinspectores del Cuerpo Nacional de Policía, Antonio y Carlos Giménez Raso.
   Lozano ha explicado cómo fueron surgiendo desavenencias con Segura y el resto de miembros de la banda, hasta que, en 2002, fue detenido por el asesinato de dos vigilantes de seguridad de un furgón blindado en Terrassa (Vallès Occidental), unos hechos por los que ha sido condenado a más de 40 años de cárcel. Desde entonces, quedó fuera del grupo. Lozano ha defendido que es "inocente" del doble crimen y que sus compañeros de banda le tendieron una trampa. Por eso, cuando se enteró de las detenciones a raíz del robo de la cocaína en el puerto, decidió colaborar con la justicia. A preguntas de su abogado, ha explicado que su objetivo es "lograr una revisión de la causa" por la que fue condenado.
   "Tengo miedo porque esta gente es muy poderosa, son capaces de manipular cualquier cosa. Estos tíos se sienten por encima de las leyes. Sé que pongo en peligro mi vida y la de mi familia y que me puede pasar cualquier cosa, pero aquí estoy", ha explicado el arrepentido mientras Segura iba haciendo señales de reprobación a sus palabras. El jefe del clan, por cierto, se ha acogido a su derecho a no declarar, igual que lo ha hecho otro de los imputados citados este lunes, Daniel Ribelles. El cuarto imputado (de los 23 que desfilarán por el banquillo de los acusados hasta junio), David Barba, ha negado su participación en los hechos y ha afirmado que trabajaba como confidente policial. "El Tete me dijo que ya me cuidaría yo de tener la boca cerrada", ha añadido Lozano en su declaración.
Para saber más:
La orden de prisión -que eludió con fianza- del teniente coronel de la Guardia Civil Alfonso López Rubio, dictada ayer en los juzgados de Martorell (Baix Llobregat), reactivó los últimos coletazos de una compleja instrucción que comenzó en enero del 2005 con el robo de 400 kilos de coca de un contenedor del puerto de Barcelona.
http://www.elperiodico.com/es/noticias/sociedad/20090214/imputado-teniente-coronel-guardia-civil-una-red-narcos/55978.shtml
http://blogs.ondacero.es/otrasentradas/territorionegro/entry/te
http://www.elperiodico.com/es/noticias/sociedad/20110225/fiscal-pide-carcel-para-nueve-guardias-civiles-por-vinculacion-con-una-red-narcotraficantes/891631.shtml

Conclusiones
La policía es un cuerpo corrupto, descontrolado, impune, privilegiado, cuya única función es el control político y económico de la población y mantenimiento del status quo de las oligarquías. El mantenimiento del orden público, amén de recaudatoria, solo es una tarea residual la cual ayuda a sostener la sensación de su necesidad.
Existe un aparente descontrol de la criminalidad organizada. Este no es tal. El control del territorio por las mafias establecidas es total, hasta el punto que no se puede decir dónde empieza y dónde acaba lo criminal de lo legal.
La existencia de pocos efectivos con gran poder cumple varias funciones: una es dar a estas personas la capacidad de organización de estructuras ilegales, alegales y el control de las existentes; otra es un seguro de que ante una escalada de tensión interna y revueltas populares serán sobrepasados y se recurrirá al estado de emergencia, con la correspondiente intervención del ejército.
La capacidad policial es tal que puede manipular cualquier prueba , sustraer decomisos, practicar torturas, sobornos y hasta robos con total impunidad. Ellos mismos lo reconocen.
La opinión pública les protege, inculcándonos que esta sociedad no funcionaría sin policía. Razones hay muchas. La más significativa es que el medio es propiedad de un empresario, al cual le conviene la buena fama del cuerpo. Una apreciación periodística negativa y lista negra y a la calle.

No nos engañemos: la policía defiende a los poderosos y ansían ser como ellos, cueste lo que cueste.
Su principal lucha, como un cáncer, es contra la población.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...